El récord del mundo del 4x100 femenino alemán estrena la primera jornada del Europeo en la piscina

Actualizado 31/07/2006 21:34:51 CET

BUDAPEST, 31 Jul. (EUROPA PRESS) -

El récord del mundo del 4x100 metros estilos femeninos de Alemania y la decepción de la francesa Laure Manaudou, que no se clasificó para la final de 400 m estilos, marcaron el debut de las pruebas de natación en la piscina del Europeo de natación que se está disputando en Budapest.

Respecto a la participación española, el octavo puesto del cuarteto femenino del 4x100 m estilos en la final, donde batieron por segunda vez el récord de España que habían pulverizado en las series de por la mañana y el pase de la joven Escarlata Bernard a la final de los 200 m espalda fueron los mejores registros para la delegación española.

La nadadora canaria, que debuta en un Europeo absoluto, no defraudó y a pesar de su juventud, 17 años, presentó sus credenciales al meterse en la final de esta distancia con el mejor cuarto mejor crono de las clasificadas.

Bernard se impuso en la primera semifinal de los 200 metros espalda con un registro de 2:12:58, logrando mejorar su marca personal y ganando en su serie a la rusa Stanislava Komarova, subcampeona olímpica en Atenas y vigente campeona de la distancia, que pasó finalmente en la última posición.

Las malas noticias de la delegación española llegaron de la mano de los chicos. Aschwin Wildeboer no pudo cumplir su objetivo de meterse en la final de los 100 metros espalda, al terminar con el duodécimo mejor tiempo de unas semifinales que fueron muy rápidas.

Wildeboer, que logró una marca de 55.58, se quedó muy lejos del tiempo logrado por el ruso Arkady Vyatchanin, que con un registro de 53.91 consiguió establecer el récord de los campeonatos.

Por su parte, Rafa Muñoz, campeón de Europa júnior, cerró la participación española individual en los 50 metros espalda con una discreta actuación en las semifinales que no le permitió acceder a la final.

ALEMANIA, RECORD MUNDIAL Y MANAUDOU DEFRAUDA EN SU ESTRENO

Una jornada donde Alemania se proclamó campeona de Europa en el 4x100 metros libres femeninos, tras batir el récord del mundo en la distancia de largo.

Las germanas, que formaban con Petra Dallmann, Daniela Goetz, Britta Steffen y Annika Liebs, se hicieron con la victoria con una nueva plusmarca mundial (3:35.22), mejorando el crono anterior, que poseía Australia con 3:35.94.

Sin embargo, la jornada matinal había venido protagonizada por Laure Manaudou. La nadadora francesa llegó a Budapest con el desafío de disputar ocho finales y conseguir medalla en todas ellas, para así superar la marca de seis preseas en una misma cita de los alemanes Michael Gross, Franziska van Almsick y el holandés Pieter van den Hoogenband.

Sin embargo, la gala, que posee el récord mundial en los 400 metros estilos y donde es campeona mundial, no pudo ni estar en la final tras quedar eliminada en la primera ronda de las series de calificación, consiguiendo además un discreto registro de 4:54:61.

De todas maneras, Manaudou aún puede lograr su desafío, ya que está inscrita en las pruebas de 200, 400 y 800 metros libre, 100 metros espalda, 200 estilos y en los relevos del 4x200 libre y el 4x100 estilos.

PRILIKOV Y FILIPPI, CAMPEONES DE EUROPA

Por su parte, el ruso Yuri Prilikov se hizo con la corona continental en los 400 metros libres, tras una brillante actuación en la piscina húngara que le permitió conseguir una marca de 3:45:73, récord de los campeonatos.

Por detrás del ruso terminaron el italiano Massimilliano Rosolino, plata, y el francés Nicolas Rostoucher, que batió por segunda vez el récord de su país, logrando el bronce.

Con la ausencia de Laure Manaudou en la final de los 400 metros libres, que se presentaba descafeinada por la ausencia de la gala, la italiana Alessia Filippi aprovechó para llevarse el título continental por delante de la alemana Nicole Hetzer y la polaca Katarzyna Baranowska, plata y bronce respectivamente, logrando además la mejor cuarta marca mundial de todos los tiempos con un registro de 2:12:58.

Cerró la primera jornada de competición en piscina el 4x100 masculino donde Italia, tras un brillante último relevo del campeón mundial Magnini, revalidó el título logrado en Madrid y sumó el segundo oro del día para Italia.

Por detrás de Italia concluyó Rusia, segunda, y Francia, tercera, en una prueba donde debutó en los campeonatos el holandés Pieter Van den Hoogenband, que no pudo en su mano a mano particular con Magnini, después de que Holanda, finalmente fuera descalificada en la final.

Alejandro Blanco

Alejandro Blanco

Presidente del Comité Olímpico Español

07/03/2018

Patrocinado por