Azahara Muñoz: "Quiero una medalla, pero el diploma significaría también mucho"

Azahara Muñoz Golf
REUTERS
Publicado 19/08/2016 23:57:04CET

MADRID, 19 Ago. (EUROPA PRESS) -

La golfista española Azahara Muñoz ha reconocido que se ha descolgado "bastante" de los puestos del podio en la tercera jornada de los Juegos de Río, aunque se ha mostrado insistente en su deseo de lograr "una medalla" a pesar de la extrema dificultad que conlleva, puesto que necesita recortar seis golpes respecto a la actual tercera clasificada, la estadounidense Gerina Piller.

"En días como hoy y en campos como éste hay que ser paciente. Si te vuelves loca es muy fácil que se te escape la vuelta. Sé que me he descolgado bastante, pero quedan 18 hoyos y nunca se sabe. Igual tengo la vuelta de mi vida y estoy ahí", resaltó, sin arrojar la toalla antes del cuarto y definitivo día de competición.

Muñoz se mostró satisfecha de su actuación de este viernes pese a haber conseguido una tarjeta de más 2 fruto del "viento", el cual destacó que "ha soplado muchísimo". Además, la andaluza insistió en su idea de lograr la machada este sábado con una remontada por las medallas que aún se antoja posible.

"Voy a luchar por ello en cada golpe. Obviamente quiero una medalla, pero si no el diploma significaría también mucho porque hay muy buen nivel. Con este campo y en días como hoy, es increíble que haya resultados bajo par", dijo, enfatizando en las dificultades aparecidas.

En última instancia, la española aseguró que hablará con la capitana del equipo, Marta Figueras Dotti, y con su 'caddie', Tim Vickers, para elaborar la mejor estrategia posible. "Es verdad que necesito 'birdies', pero igual por ir a por ellos salgo con doble 'bogey'. No obstante, creo que intentaré arriesgar cuando pueda", afirmó.

CARLOTA CIGANDA: "NO HAN SALIDO LAS COSAS"

Por su parte, su compatriota Carlota Ciganda calificó el día de "duro" después de haber realizado siete golpes sobre par. "No han salido las cosas. Iba +3 en cuatro hoyos y el viento tampoco es que haya ayudado mucho. No acertábamos con los palos, tampoco hay que darle muchas vueltas. No han salido las cosas y ya está, no pasa nada", declaró decepcionada.

La pamplonesa aceptó también que el resultado fue "bastante malo" y admitió que en la última jornada se hubiera considerado como bueno el simple hecho de finalizarla "bajo par". "Hoy una vuelta bajo par ha sido muy buena porque la gente se está liando. La verdad es que el viento es complicado en este campo y no he mirado mucho la tabla. Mañana que gane la mejor y ya está", concluyó.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies