Dimitrov da la campanada echando a Djokovic

 

Dimitrov da la campanada echando a Djokovic

Novak Djokovic tras quedar eliminado en Madrid
SUSANA VERA / REUTERS
Actualizado 08/05/2013 1:38:26 CET

MADRID, 7 May. (EUROPA PRESS) -

El tenista búlgaro Grigor Dimitrov ha dado la gran sorpresa de la jornada y del torneo al eliminar al primer cabeza de serie y número uno del mundo, Novak Djokovic, tras imponerse (7-6(6), 6-7(8) y 6-3) en la segunda ronda del Mutua Madrid Open, en lo que suponía el debut del serbio en la Caja Mágica, tras un partido épico de más de tres horas y en el que ambos sufrieron diversas lesiones.

Djokovic se enfrentaba en su estreno ante la gran promesa del tenis, un joven búlgaro que ya puso contra las cuerdas a Rafa Nadal en los cuartos de final de Montecarlo. Aquel día Dimitrov no se llevó el gato al agua, pero este martes se ha llevado la gloria tras deshacerse en tres sets al número uno del tenis mundial.

Los primeros juegos del primer set fueron de tanteo, y sirvieron para que el búlgaro se diese cuenta de las posibilidades de hacer daño a 'Nole'. Tras una ruptura para cada uno, aunque Djokovic estuvo obligado a salvar más bolas que su contrincante, se llegó al 'tie-break'. Esta vez fue el joven Dimitrov el que ganó el igualadísimo desempate, vengándose del perdido ante el serbio en Indian Wells.

Dimitrov entró en un estado de total confianza, ganando sin problemas sus servicios y poniendo en problemas en cada juego al primer cabeza de serie del torneo, al que finalmente rompería el saque, en la tercera bola de 'break', en el sexto juego para conseguir colocarse con una ventaja de 4-2.

En el siguiente juego, y cuando Djokovic disponía de dos bolas para recuperar en el marcador, llegó una inoportuna torcedura de tobillo que requirió la atención médica durante varios minutos. A pesar de la lesión, y del punto perdido cuando se la hizo, Djokovic consiguió volver a pista para lograr igualar a rupturas con Dimitrov.

El descanso favoreció al serbio, que logró mantener el tipo durante los siguientes juegos. Para colmo, en el undécimo juego fue el búlgaro el que tuvo un susto en forma de lesión, aunque también logró ganar el juego. Pero los calambres le lastraban y allanaban el camino a Djokovic, que en un disputadísimo 'tie-break', y salvando una bola de partido del búlgaro, lograba forzar el tercer set.

El tercer y último set arrancó, una vez más, con Dimitrov inspirado y logrando romper el servicio en el primer juego. Djokovic tuvo opciones de devolvérselo pero el joven talento se mantuvo firme en los momentos decisivos, manteniendo la distancia, hasta que cerró el partido en el noveno juego con otro 'break'. Victoria histórica y a buen seguro inolvidable para Dimitrov, que se mete en octavos de final eliminando al número uno del mundo.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies