FCC y Sacyr se adjudican una atopista en Irlanda por 350 millones

 

FCC y Sacyr se adjudican una atopista en Irlanda por 350 millones

Actualizado 24/07/2006 14:38:50 CET

MADRID, 24 Jul. (EUROPA PRESS) -

Sacyr Vallehermoso y FCC se han adjudicado en consorcio el contrato de construcción y posterior explotación durante unos 35 años de la autopista N6 Galway-Ballinasloe de Irlanda, por un importe de 350 millones de euros, informaron hoy estas compañías.

En virtud de este contrato, por el que también competían Ferrovial, ACS y Acciona, el grupo controlado por Esther Koplowitz y el presidido por Luis del Rivero consiguen a un mismo tiempo entrar en el mercado irlandés.

Además, la adjudicación supone ampliar la presencia de los grandes grupos constructores españoles en el desarrollo de la red de autopistas irlandesa. ACS tiene adjudicada la Dundalk-Celtic-Northlink, y la N25 Waterford ByPass, la primera de ellas ya en explotación, mientras que Cintra explota desde finales del pasado año la N4-N6 Kinnegad-Kilcock.

La autopista ahora adjudicada forma parte del proyecto de desarrollo de un eje viario entre Galway y Dublín que, a su vez, constituye uno de los objetivos del plan nacional de desarrollo irlandés.

Sacyr, a través de su filial de concesiones Itinere, y FCC participan con un 45% cada uno en el consorcio adjudicatario, mientras que el 10% restante corresponde a la local PJ Hegarty.

EN SERVICIO EN 2009.

Estas compañías prevén iniciar a finales de este mes las obras de construcción de esta nueva vía, que estima esté totalmente construida en agosto de 2009. De la inversión total, 288 millones es el importe asociado a la construcción.

Según FCC y Sacyr, la nueva autopista N6 proporcionará "significativas reducciones" en los tiempos de viaje en el corredor y ayudará al desarrollo de las zonas del Centro y Oeste del país.

En concreto, el proyecto incluye la construcción de una autopista de peaje de 56 kilómetros de longitud y dos carriles por sentido entre las dos localidades que une, además de un enlace de 7 kilómetros al 'bypass' de Loughrea y 32 kilómetros de carreteras de acceso.

Asimismo, las obras incluyen la construcción de 26 pasos superiores, uno sobre el ferrocarril, seis pasos inferiores y un viaducto sobre el río Suck, entre otros elementos singulares.

La nueva autopista tendrá además enlaces con la N6 Ballinasloe-Athlone, la N-17 Tuam-Athenry, la N-18 Oranmore-Gort y con el futuro 'bypass' exterior de Galway.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies