ANSE presenta en el Ministerio de Medio Ambiente un proyecto de recuperación de ríos testado en el Segura

Actualizado 20/05/2008 19:06:11 CET

MURCIA, 20 May. (EUROPA PRESS) -

La Asociación de Naturalistas del Sureste presentará hoy en la sede del Ministerio de Medio Ambiente, Medio Rural y Marino los resultados de un programa de Voluntariado Ambiental en Ríos que se desarrolló en la Cuenca del Segura y que fue seleccionado entre todos los que se llevaron a cabo en las diferentes Confederaciones Hidrográficas de España.

Dos miembros de ANSE se desplazaron a Madrid para presentar los resultados de esta iniciativa, y la ponencia tendrá lugar en el contexto de la Jornada de presentación del Programa de Voluntariado en Ríos 2008, acto que contará con la presencia de la Ministra del ramo, Elena Espinosa, según informaron fuentes de la asociación en un comunicado.

El Ministerio financió este proyecto que desarrolló ANSE bajo el título 'Mejora del ecosistema fluvial semiárido para la fauna amenazada'. Como parte de la iniciativa se desarrollaron actuaciones de conservación de la fauna en dos enclaves de gran relevancia para la fauna ligada a los humedales, el Azud de Ojos del municipio de Blanca y las Charcas de las Moreras de Mazarrón.

El primer enclave destacó "por la existencia de importantes colonias de garzas, así como por la presencia más o menos estable de nutria", mientras que la Charca de las Moreras destacó como enclave "para la conservación de dos patos globalmente amenazados, la cerceta pardilla y la malvasía, y reunió criterios para su declaración como Humedal de Importancia Internacional Ramsar y Zona de Especial Protección para las Aves (ZEPA)", señaló ANSE.

Las actuaciones de voluntariado se desarrollaron durante dos meses e incluyeron plantaciones de juncos para favorecer a la cerceta pardilla, la señalización de vallados para evitar la colisión de aves, la construcción de islas flotantes y casetas anidaderas, la realización de sesiones de anillamiento científico de aves, la retirada de residuos, compatibilizar el piragüismo con la conservación de las garzas y el 'fototrampeo' de fauna silvestre.

En el proyecto participó un grupo estable de unos diez voluntarios, que desarrolló las actividades bajo la supervisión de dos monitores y dos anilladores de ANSE, una organización que dijo esperar que proyectos como éste "sirvan de ejemplo para que las Confederaciones Hidrográficas participen activamente en la conservación de la biodiversidad asociada a los ecosistemas fluviales".

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies