Iberdrola financiará parte de la compra de Energy East con una ampliación de capital

Actualizado 26/06/2007 14:37:02 CET

MADRID, 26 Jun. (EUROPA PRESS) -

Iberdrola ampliará capital para financiar parte de la adquisición de la estadounidense Energy East, según informó hoy el director de estrategia y desarrollo de la compañía, José Luis del Valle, en una conferencia telefónica con analistas.

El momento en el que se procederá a esta ampliación de capital dependerá de la evolución de "las condiciones del mercado" antes del cierre de la operación, que está previsto para el segundo semestre de 2008, señaló del Valle, quien precisó que la operación no vulnera en absoluto la "sólida posición financiera" de la compañía.

El ejecutivo subrayó que la adquisición de la eléctrica Energy East cumple los criterios financieros establecidos en el Plan Estratégico 2007-2009 de la compañía que preside Ignacio Sánchez Galán "respetando el compromiso adquirido con los accionistas",

Iberdrola prevé cerrar la compra de la eléctrica estadounidense por 3.400 millones de euros en el segundo semestre de 2008, tras ser aprobada por las autoridades reguladoras pertinentes federales y estatales.

Sobre si se podría realizar alguna desinversión para financiar la operación, el ejecutivo de Iberdrola Pedro Azagra, afirmó que se valoran "todas las alternativas" en este momento.

Según destacó el director financiero de la eléctrica, José Sainz, la operación tendrá una impacto positivo de entre 0,4% y 1% en el beneficio por acción (BPA) desde el primer año, así como en el flujo de caja por acción (entre 1% y 2%), al tiempo que se traducirá en el mantenimiento de la solidez financiera, con un apalancamiento de entre el 50% y 55%.

UNA "GRAN OPORTUNIDAD" PARA IBERDROLA

Por su parte, Galán quiso subrayar que la adquisición de Energy East supone una "gran oportunidad " para la compañía por las posibilidades de crecimiento del sector en el mercado norteamericano, y porque es una plataforma para poder seguir expandiéndose en el país.

El presidente de la eléctrica española enmarcó la compra de la empresa estadounidense dentro del plan estratégico de expansión internacional de la compañía y subrayó que la adquisición mejorará la rentabilidad de Iberdrola.

"Estados Unidos será una de las áreas de mayor crecimiento para Iberdrola en el futuro", añadió, destacando que la compra es muy ventajosa a pesar del pequeño tamaño de la compañía. "Hemos sido muy conservadores, el negocio está regulado, por lo que sus cash flow son predecibles y, por tanto, tiene riesgo cero y se ubica en áreas muy consolidadas".

Además, destacó que la adquisición es especialmente positiva en la actividad de transporte y distribución (T&D) y subrayó que no plantea riesgos para la compañía, porque se trata de un mercado muy regulado y representa "tremendas oportunidades" debido a la creciente necesidad de producción de energía limpia.

"Se van a necesitar muchas inversiones en infraestructuras de distribución y transporte; Necesitan más plantas, fundamentalmente centrales de energía limpia, y renovar la red", aseguró.

CON TIEMPO PARA INTEGRAR SCOTTISH

Por otro lado, Galán aseguró a los analistas que, a pesar de que se encuentran en pleno proceso de integración con Scottish Power, la adquisición de Energy East no planteará ningún problema, ya que tienen un año por delante, pues se espera que la transacción culmine en el segundo semestre de 2008.

"Tenemos tiempo de sobra para integrar Scottish y empezar a plantear nuestra posición en Estados Unidos. Tenemos los recursos y la capacidad para hacerlo. El momento y el tamaño es el adecuado, con un riesgo muy limitado", señaló.