Banco de España constata que los bancos endurecieron la concesión de crédito para adquirir viviendas

Actualizado 29/02/2012 11:55:33 CET

Advierte de que las entidades trasladaron a sus clientes las dificultades que encontraron para financiarse en los mercados mayoristas

MADRID, 29 Feb. (EUROPA PRESS) -

El Banco de España ha constatado que el ritmo de endurecimiento de los criterios para aprobar nuevos préstamos a los hogares para la adquisición de vivienda "se intensificó algo" en los tres últimos meses de 2011 y volvió a ser "más restrictivo" en los destinados a operaciones con sociedades no financieras.

Así lo pone de manifiesto el organismo presidido por Miguel Ángel Fernández Ordóñez en la Encuesta sobre Préstamos Bancarios de enero de 2012, en donde achaca este descenso en la concesión del crédito al empeoramiento reciente de las expectativas sobre la evolución económica y a los mayores costes y a la menor disponibilidad de financiación para las entidades derivados de las tensiones en los mercados mayoristas.

Aun así, el Banco de España subraya que los bancos españoles aumentaron sus márgenes correspondientes a las nuevas operaciones de crédito "tanto o más" que sus homólogos de la UE, lo que pone de manifiesto que trasladaron a sus clientes los mayores costes de financiación que soportaron.

En este sentido, la encuesta aclara que los problemas de acceso a estos mercados de financiación continuaron, si bien "no tan intensamente" como entre julio y septiembre del pasado año.

En cuanto a la demanda de fondos para la adquisición de viviendas, ésta se volvió a contraer en los tres últimos meses del pasado ejercicio y sumó así el cuarto trimestre consecutivo de reducción de solicitudes. "Esta evolución habría resultado del deterioro de las perspectivas sobre el mercado inmobiliario y de la confianza de los consumidores", indica.

La institución liderada por Ordóñez advierte de que los nuevos requerimientos de capital a las entidades y las tensiones en los mercados de deuda pública contribuyeron también "en cierto modo" al endurecimiento de la política crediticia de los bancos.

IMPACTO "NULO" DE LAS EXIGENCIAS DE CAPITAL SOBRE EL CRÉDITO.

Sin embargo, considera que las exigencias de Basilea III y de la Autoridad Bancaria Europea (EBA) para que los grandes bancos eleven su 'core capital' hasta el 10% en junio de este año habrían tenido un impacto "nulo" a la hora de abrir el grifo del crédito en los seis últimos meses de 2011.

Estas condiciones más duras para la concesión de préstamos, según precisa el Banco de España, se produjo con independencia del plazo y del tamaño de la empresa, aunque sí se acentuó en las compañías más grandes y para operaciones a más largo plazo, algo que ya se evidenció en el tercer trimestre.

"Las condiciones de los préstamos se hicieron en general menos favorables para los prestatarios, destacando la ampliación de los márgenes", explica en el último boletín económico del supervisor bancario, para después constatar el "mismo patrón" en los países que comparten el euro.

El regulador además recuerda que desde el inicio de la crisis ha aflorado en España un "mayor endurecimiento" acumulado de los criterios de concesión de crédito. Y de cara a la primera mitad de este año, espera nuevos endurecimientos de la oferta a empresas en España.