La CAN pedirá la suspensión cautelar de la multa de la CNC y dotará el importe en las cuentas de 2007

Actualizado 22/10/2007 21:33:04 CET

PAMPLONA, 22 Oct. (EUROPA PRESS) -

Caja Navarra anunció hoy que solicitará a la Audiencia Nacional la suspensión cautelar del pago de la sanción impuesta por la Comisión Nacional de la Competencia (CNC) por mantener durante quince años un pacto con las tres cajas de ahorro vascas de no competencia y de coordinación de sus comportamientos competitivos frente a terceros, prohibido por la Ley de Defensa de la Competencia.

La CAN indicó en un comunicado que no está de acuerdo con la resolución tomada por la Comisión Nacional de la Competencia, "un órgano administrativo", recalcó, y anunció que "a partir de ahora, comienza la vía judicial en este contencioso, ya que cabe recurso contencioso-administrativo ante la sala de lo contencioso de la Audiencia Nacional y, posteriormente, recurso ante el Tribunal Supremo". "La vía judicial, agotando los plazos que prevé, puede durar hasta 6 años", sostuvo la entidad financiera.

La entidad financiera de Navarra va a solicitar la suspensión de la sanción de seis millones de euros y va a dotar dicha sanción en su totalidad dentro de las cuentas anuales de 2007 de la entidad.

CAN recibió esta tarde la resolución de la Comisión Nacional de la Competencia, que sanciona a las cuatro cajas integrantes de la Federación Vasco Navarra de Cajas de Ahorro.

El 22 de diciembre de 2005, el entonces Servicio de Defensa de la Competencia incluyó a Caja Navarra en un expediente abierto a las tres cajas de ahorros establecidas en la Comunidad Autónoma Vasca por presuntas conductas prohibidas por el art. 1 de la Ley 16/1989 de Defensa de la Competencia.

En su resolución, la CNC considera acreditada "la existencia de un acuerdo global de colaboración entre las cuatro cajas de ahorro imputadas que incluía un pacto de no competencia y de coordinación de comportamientos competitivos frente a terceros".

Competencia considera que el conjunto de hechos acreditados en el expediente demuestra "fehacientemente la existencia del cártel", al recoger las actas de la Federación de Cajas de Ahorro Vasco-Navarras los términos del acuerdo colusorio.

En las actas se recoge el compromiso entre las cuatro cajas imputadas de respetar el denominado 'statu quo territorial', que ha consistido en que durante quince años, desde 1990 a 2005, ninguna de las cajas sancionada ha abierto sucursales en los territorios de sus rivales.

Caja Navarra explicó que la resolución se fundamenta en los contenidos de las actas de la Federación Vasco Navarra de Cajas de Ahorros anteriores a 1992. La entidad financiera de Navarra indicó que "en la resolución no han sido tenidas en cuenta las alegaciones presentadas ante la Comisión, que trataban de contextualizar las actas en su momento histórico (la liberalización territorial de las Cajas de Ahorros data de 1988, y la mayor parte de las actas son anteriores a 1992)".

Las alegaciones también explicaban la política de expansión de Caja Navarra, "testimonial hasta el año 2005, final del periodo que estudia la Comisión". A partir de esa fecha, Can ha comenzado una expansión que, en el caso de la Comunidad Autónoma Vasca, significa tener abiertas 38 sucursales a día de hoy repartidas por sus tres provincias (16 en Vizcaya, 13 en Guipúzcoa y 9 en Álava).

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies