Moody's amenaza con rebajar el rating de la banca portuguesa por su excesiva dependencia del BCE

 

Moody's amenaza con rebajar el rating de la banca portuguesa por su excesiva dependencia del BCE

Actualizado 10/12/2010 15:15:14 CET

MADRID, 10 Dic. (EUROPA PRESS) -

La agencia de calificación crediticia Moody's ha situado en revisión para una posible rebaja los ratings de las principales entidades financieras de Portugal, así como la calificación de la fortaleza financiera de los bancos (BFSR por sus siglas en inglés) de Portugal, por su alta dependencia de la liquidez del Banco Central Europeo (BCE) y la situación por la que atraviesa la economía lusa.

En un comunicado, la agencia explica que la excesiva dependencia de los bancos lusos a la financiación del BCE se produce en un entorno en el que los mercados internacionales permanecen prácticamente cerrados a los bancos portugueses.

Asimismo, señala que el impacto de las medidas de ajuste adoptadas en Portugal puede tener consecuencias en los beneficios y en la calidad de los activos de los bancos. A esto se suma un "mayor nivel de incertidumbre y una reducida previsión" del entorno operativo de los bancos, que hace que el apoyo del Gobierno a algunos de estos bancos sea mayor y más prolongado de lo que se anticipó.

Esta decisión de Moody's afecta a Caixa Geral de Depositos, Banco Santander Totta, Banco Espirito Santo, Banco BPI, Espirito Santo Financial Group. Banco Comercial Portugues, Caixa Economica Montepio Geral, Banif-Banco Internacional do Funchal, Banco Itau Europa y Banco Portugues de Negocios.

La agencia explica que la revisión de la calificación del BFSR se centrará en la capacidad de los bancos para acceder a la financiación del mercado y el coste del apoyo de la liquidez del BCE, así como en las estrategias individuales que ponga en marcha cada entidad para reducir su dependencia de estas fuentes de financiación.

Asimismo, tendrá en cuenta a la hora de revisar el rating de los bancos portugueses el apoyo del Gobierno portugués a la banca, que Moody's espera que mitigue parte de la presión sobre sus ratings y pueden mantener una nota de grado de inversión.

Con esta medida, la agencia secunda la decisión tomada hace una semana por la agencia Standard & Poor's, que situó a cinco bancos portugueses en revisión para una posible rebaja por la presión que pueden ejercer sobre las entidades lusas las difíciles condiciones de financiación y los desafíos macroeconómicos de la economía del país.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies