S&P confirma el rating de Italia, aunque mantiene su perspectiva en 'negativa'

Actualizado 17/12/2013 22:40:50 CET

Insta al Gobierno de Letta a implementar medidas para restaurar el crecimiento y evitar un mayor deterioro de la deuda

MADRID, 13 Dic. (EUROPA PRESS) -

La agencia de calificación crediticia Standard & Poor's ha confirmado este viernes el rating 'BBB' de Italia, aunque ha decidido mantener su perspectiva en 'negativa' por su temor a que el Gobierno de Enrico Letta no implemente las políticas necesarias para restaurar el crecimiento y evitar un mayor deterioro de la deuda del previsto.

Según explica la agencia en un comunicado, la nota de Italia se ve apoyada por una economía "rica y diversificada" y el "relativamente robusto" balance externo del país.

Sin embargo, señala que sigue limitado por su opinión de que las perspectivas de crecimiento del país siguen siendo "débiles" y por el hecho de su deuda pública neta continúe estando entre las más altas de todos los soberanos que califica.

Según las previsiones de S&P, la economía italiana cerrará 2013 con una contracción del 1,8%, para después comenzar un "lenta recuperación" con un aumento del PIB de cuatro décimas en 2014 y de nueve décimas en 2015.

Asimismo, añade que el rating se ve afectado también por lo que considera un "mecanismo de transmisión monetaria deteriorado", que ha llevado a unas condiciones de acceso al crédito "muy complicadas" para el sector privado, así como por el riesgo de un "marcado deterioro" de su financiación externa.

Por otro lado, S&P recalca que el aumento de los salarios nominales ha continuado frenando el crecimiento de la productividad. Como consecuencia, la competitividad italiana continuó deteriorándose en comparación con sus socios comerciales claves ante la ausencia de reformas que fomenten la productividad.

Además, la agencia tiene sus dudas de que se implemente las reformas laborales previstas en 2014 y 2015 y cree que la reducción de impuestos anunciada para el próximo año tendrá un efecto "relativamente limitado".

PERSPECTIVA NEGATIVA.

Respecto a la perspectiva negativa, explica que indica que existe al menos un 33% de posibilidades de que rebaje en uno o más escalones el rating en los próximos doce meses, algo que ocurría si el Gobierno no implementa las políticas necesarias para restaurar el crecimiento y evitar un mayor deterioro de los indicadores de deuda del previsto.

En esta línea, añade que también presionan el rating a la baja los retrasos a la hora de hacer frente de forma eficaz a algunas rigideces de los mercados de productos, de servicios y laboral, que están lastrando el crecimiento.

Por el contrario, incida que podría revisar la perspectiva a 'estable' si el Gobierno implementa reformas estructurales en los mercados laboral, de servicios y de productos que lleven a la economía italiana a un mayor nivel de crecimiento.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies