La intervención de Pekín 'congela' las bolsas chinas, pero no frena la incertidumbre

 

La intervención de Pekín 'congela' las bolsas chinas, pero no frena la incertidumbre

Publicado 08/07/2015 20:00:15CET

PEKÍN, 8 Jul. (Reuters/EP) -

Los principales mercados bursátiles de China han ofrecido señales de 'congelamiento' el miércoles, después de que numerosas empresas optaran por suspender la cotización de sus acciones ante el desplome de los índices de referencia a pesar de las distintas intervenciones anunciadas por las autoridades.

El índice CSI300 de las principales empresas que cotizan en Shanghai y Shenzhen cerró con una baja del 6,8%, mientras que el índice compuesto de Shanghái perdió un 5,9%.

De este modo, las acciones chinas han perdido más de un 30% de su valor desde mediados de junio, lo que incrementa el riesgo de que el 'gigante asiático' desestabilice la economía con mayor incidencia que la crisis de Grecia.

"Nunca he visto este tipo de desplome antes. No creo que alguien lo haya visto. La liquidez está totalmente agotada", dijo Du Changchun, analista de Northeast Securities.

Como consecuencia de la incertidumbre y la fuerte volatilidad, más de 500 empresas anunciaron el miércoles la interrupción de sus transacciones en las bolsas de Shanghái y Shenzhen, lo que eleva la cifra total a unas 1.300 empresas interrumpidas de negociación, un 45% del mercado o cerca de 2,4 billones de dólares en acciones (2,2 billones de euros).

RESPUESTA DE PEKÍN.

Por otro lado, la respuesta de Pekín también ha planteado interrogantes sobre su capacidad para aplicar medidas de liberalización del mercado que son centrales en su agenda de reforma económica.

En este sentido, el regulador de valores de China flexibilizó este miércoles sus normas para permitir que las empresas que recientemente vendieron sus acciones puedan recomprarlas en el mercado con el objetivo de contener el desplome de las bolsas.

La Comisión Regulatoria de Valores de China indicó en un comunicado que las compañías financieras estatales deberían comprar acciones con una baja valoración y advirtió de que actuará con severidad contra quienes no cumplan esta norma.

Bajo la ley china, a las compañías no se les permite comerciar con sus propias acciones en los días previos al inicio de la temporada de resultados trimestrales y también se les prohíbe operar con sus propias acciones en los seis meses posteriores a la última transacción.

Asimismo, el regulador ordenó a los tenedores de acciones con participaciones superiores al 5% que no vendan títulos en los próximos seis meses.

La actualidad más visitada en EuropaPress logo: La actualidad más vista
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies