Weidmann culpa al Gobierno griego de la fuga de capitales y de la dependencia de sus bancos del ELA

Publicado 25/06/2015 19:21:53CET

FRÁNCFORT, 25 Jun. (EUROPA PRESS) -

El presidente del Bundesbank, Jens Weidmann, ha culpado al actual Gobierno griego de la fuga de capitales y las masivas retiradas que están sufriendo los bancos helenos, que ya sólo cuenta con la línea de liquidez de emergencia (ELA por sus siglas en inglés) para obtener financiación.

En un discurso en una cumbre sobre Europa organizada por el Instituto de Finanzas Internacionales (IIF por sus siglas en inglés), Weidmann incidió en que la liquidez de emergencia se ha estado prestando a los bancos griegos ya durante "mucho tiempo" y se ha convertido en su "única fuente financiación", lo que genera dudas sobre la solidez financiera de estas entidades.

"Esto último se ha visto especialmente socavado por las decisiones políticas griegas que han provocado las fugas de capitales y las retiradas de efectivo a gran escala", remarcó el presidente del Bundesbank.

En este sentido, recordó que este línea de emergencia en sus orígenes fue concebida como una fuente temporal de liquidez para bancos con solidez financiera a la espera de que volvieran a contar con colaterales de buen calidad.

Weidmann subrayó que se debe instar a los bancos que dependen del ELA a hacer "todo lo posible" para mejorar su situación de liquidez y evitar un empeoramiento de su situación canjeando las letras que poseen de su soberano.

Asimismo, advirtió de que, en este contexto, debe quedar claro a todas las partes implicadas en las negociaciones que el Eurosistema no debe proporcionar "financiación puente" a Grecia, incluso en previsión de posteriores desembolsos.

Weidmann resaltó que cuando bancos que no tienen acceso a los mercados compran deuda de un soberano que también está bloqueado por el mismo mercado gracias a la liquidez del ELA comienzan a surgir "serias preocupaciones" de que se trata de un caso de "financiación monetaria", algo que tiene prohibido el BCE.