Almunia dice que la rebaja del IRPF y del Impuesto de Sociedades no va a solucionar el problema de ingresos

Publicado 07/07/2014 13:51:24CET

Alerta de que pueden volver los problemas para refinanciar la deuda

SAN SEBASTIÁN, 7 Jul. (EUROPA PRESS) -

El vicepresidente de la Comisión Europea y comisario europeo de Competitividad, Joaquín Almunia, ha opinado que los "recortes" anunciados por el Gobierno central del PP en el Impuesto de la Renta y el de Sociedades no solucionarán "el problema" de "carencia de ingresos públicos fuertes" en España, al tiempo que ha señalado que la vía de financiar las políticas públicas, servicios e infraestructuras con deuda "se ha acabado, porque tenemos el cien por cien de nuestro PIB en déficit".

En su intervención en el XXVI Seminario sobre Europa 'Una Europa para después de la crisis', celebrado en San Sebastián, Almunia ha señalado que todavía "quedan reformas estructurales por hacer" en los países europeos y ha advertido de que el hecho de pensar que "por crecer al cero coma algo o al 1,2% no hay que hacer reformas es engañarse a uno mismo, hacerse trampas en el solitario". "No nos podemos permitir ese lujo", ha subrayado.

Además, ha señalado que "las desigualdades han aumentado en todo Europa, en España mucho más que en el resto de países europeos con alguna otra excepción" y, por tanto, "hacen falta reformas que redistribuyan mejor los frutos del crecimiento y los esfuerzos para conseguir crecimientos".

En este contexto, ha opinado que las medidas fiscales anunciadas por el Gobierno "no son una reforma, sino ajustes, recortes en Renta y Sociedades", y ha afirmado que "eso no va a solucionar el problema que tenemos en España, que es una carencia de ingresos públicos fuertes".

Por ello, ha señalado que "hay que buscar la manera de lograr ingresos públicos por vías que sean lo menos dañinas posibles para el crecimiento y lo más justas posibles para la redistribución de esfuerzos".

Además, ha indicado que hay que explicar a la sociedad española que para mantener y mejorar el servicio educativo, "y bien que le hace falta mejorar"; para garantizar una cobertura sanitaria para todos los españoles y para afrontar una sociedad que progresivamente envejece "hacen falta unos recursos que no tenemos" y "la vía de financiar ese tipo de políticas públicas, de servicios e infraestructuras con deuda se ha acabado, porque tenemos el cien por cien de nuestro PIB en déficit".

A ello ha añadido que "pueden volver a repetirse los problemas para refinanciar la deuda". Almunia también se ha mostrado favorable a gravar la propiedad o el patrimonio en nuestro país, ya que es "algo bastante sano", así como adoptar medidas contra el fraude fiscal, algo en lo que ha sugerido ir "mucho más allá" de lo que plantea el Gobierno del PP.

POPULISMO.

Por otro lado, el comisario europeo ha hecho alusión a la necesidad de recuperar la confianza de los ciudadanos en las instituciones y ha alertado del "debate entre política y populismo". A su juicio, la "marea de populismo" en Europa, que "no es siempre de izquierdas o de derecha", puede transformarse "en virus de la democracia, en búsqueda de atajos al margen de los sistemas democráticos y la democracia empieza a sufrir y a crujir", sobre todo "en los países más afectados por la crisis".

"Ahí hay una tarea muy importante que hacer", ha opinado, para, a continuación, defender "volver al método comunitario" en la toma de decisiones en el seno de la Unión. A su juicio, en la nueva legislatura el Parlamento europeo tiene "una agenda muy importante a abordar" tato en lo político, como en lo social y lo económico y los líderes políticos "no pueden limitarse a pensar en su ámbito territorial", sino que deben "pensar y actuar como europeos".

Almunia ha defendido que esto requiere "pensar más allá de los límites de las familias políticas" y se ha mostrado convencido de que "ninguno de los grandes problemas de Europa se puede solucionar solo con una familia política", sino que "hace falta el concurso" de la izquierda y la derecha, algo "muy importante" para el crecimiento de la Unión y para que los populismos "no avancen".

Por otro lado, también ha indicado que lo mismo que "no se puede tirar por la ventana la Unión Europea porque haya problemas", las comunidades autónomas "tampoco son el problema", sino "cómo se gestionan y quien gobierna" en ellas.

COMPETITIVIDAD.

Por otro lado, ha considerado que se debe "reforzar la capacidad europea" para solucionar cuestiones relativas, por ejemplo, al coste de la energía, que Europa se ha quedado "atrás" en la tecnología digital la industria de telecomunicaciones, que provocan "pérdidas de competitividad" que se suman a otros problemas como el paro o el "muy bajo y débil" crecimiento económico.

Almunia ha defendido el avance en "un mercado único de la energía, las telecomunicaciones y la tecnología digital", la "asignación de un espectro radioeléctrico único para el ámbito europeo", pese a que haya "resistencias nacionales" al respecto, y también un cambio en la regulación de los derechos de propiedad intelectual. Asimismo, ha abogado por una apertura de Europa a "mercados más dinámicos", de países emergentes pero también EEUU.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies