Los trabajadores del metal desconvocan la huelga tras ratificar el preacuerdo logrado con la patronal

Actualizado 11/05/2006 14:32:11 CET

Los sindicatos consideraron que los partidarios del sí "triplicaban a los del no" en la votación a mano alzada

VIGO, 11 May. (EUROPA PRESS) -

La huelga del metal de la provincia de Pontevedra, que fue seguida durante la última semana por 23.000 empleados de 3.500 empresas, quedó hoy desconvocada después de que la asamblea de trabajadores ratificase el preacuerdo que alcanzaron ayer patronal y sindicatos.

La votación se realizó a mano alzada en la Praza do Rei, donde previamente los portavoces sindicales se dirigieron a los más de 10.000 trabajadores allí concentrados para explicarles el contenido del preacuerdo.

El responsable del metal de la CIG, Miguel Anxo Malvido, explicó a los trabajadores que el incremento de 800 euros lineales que se ha logrado en materia salarial significa una subida del 6% en el salario base para los oficiales de primera y segunda, del 6,4% para los de tercera, del 6,6% para los especialistas y de 6,9% para los peones.

Subrayó que fue "una pelea importante" porque los empresarios no querían aceptar ese incremento lineal "bajo ningún concepto". Asimismo, manifestó que el objetivo de este convenio no era lograr incremento salarial, sino avanzar en la flexibilidad en la contratación para corregir la eventualidad y los abusos.

A este respecto, manifestó que se puso "el listón muy alto" y no se consiguió todo lo que pedían, pero que hay avances al lograr que al final del convenio el 50% de las plantillas sea fijo y, por otra parte, se obliga a las empresas a contratar siempre a los trabajadores que estén en la lista.

UGT Y CC.OO.

Los portavoces sindicales destacaron otros logros como el tema de las mutuas, que los trabajadores pueden recusar a partir del segundo año; la jubilación parcial para todos, incluidos eventuales; y el cobro de la totalidad de la prestación en caso de accidentes y hospitalización, como mínimo durante tres meses.

El secretario del metal de UGT, José Antonio Álvarez, dijo a los trabajadores que los avances logrados no son mérito de la mesa de negociación, sino de la presión que ejercieron en la calle durante los últimos días

Por último, el secretario comarcal de CC.OO., José Cameselle, destacó como fundamental que iniciaron la negociación con el acuerdo de los tres sindicatos, para avanzar en los derechos de los trabajadores e impedir que la patronal les quitase lo que ya tenían.

Varios trabajadores mostraron sus dudas respecto al convenio e incluso llegaron a pedir que la votación se efectuara mediante asambleas en los distintos centros de trabajo, ya que a mano alzada era difícil hacer un cómputo fiable. Los sindicatos insistieron en que los partidarios del sí triplicaban a los del no y acordaron la desconvocatoria de la huelga.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies