Allen & Overy factura 679 millones en el primer semestre de su ejercicio fiscal, un 11% más

Actualizado 07/11/2008 17:59:11 CET

MADRID, 7 Nov. (EUROPA PRESS) -

Allen & Overy cerró la primera mitad de su año fiscal, que comienza en mayo, con una facturación de 679 millones de euros a 31 de octubre, un 11 % más en comparación con el mismo período del año pasado, según anunció hoy la firma en un comunicado.

La oficina del despacho en Madrid alcanzó los 10 millones de euros de facturación, un 30 % más que en el mismo periodo de 2007. El volumen de trabajo de estos seis primeros meses se debió, en parte, a "la incertidumbre por la que están atravesando los mercados internacionales", explicó la firma.

En los últimos meses, la crisis financiera incrementó la demanda de asesoramiento sobre todo las áreas de litigios, financiera, reestructuraciones, concursal, regulatorio, y fusiones y adquisiciones de instituciones financieras y mercado de capitales.

El 'managing partner' de Allen & Overy, Wim Dejonghe, explicó que en la actualidad "las organizaciones se enfrentan a situaciones muy difíciles, con asuntos muy complejos a nivel internacional".

"Sin embargo, ante la situación económica que estamos viviendo, hay que ser prudentes sobre las perspectivas para el resto del año, nadie puede predecir con seguridad qué viviremos los próximos seismeses", afirmó Dejonghe.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies