Bruselas sopesa endurecer los controles para combatir corrupción en licitaciones públicas

 

Bruselas sopesa endurecer los controles para combatir corrupción en licitaciones públicas

Actualizado 27/01/2011 18:04:54 CET

BRUSELAS, 27 Ene. (EUROPA PRESS) -

La Comisión Europea sopesa endurecer los controles previstos en la legislación de la UE para combatir el favoritismo y la corrupción en la adjudicación de contratos públicos, con medidas como exigir más transparencia durante todo el proceso o poner en marcha números de teléfono gratuito para denuncias de fraude.

"Los mercados públicos, y especialmente los grandes proyectos de infraestructuras, se consideran a menudo dominios privilegiados de la corrupción", ha alertado este jueves el Ejecutivo comunitario. Las comisiones ocultas a los poderes públicos responsables de la adjudicación, la manipulación del expediente de licitación para favorecer a un aspirante y la utilización de empresas pantalla son las prácticas corruptas más frecuentes detectadas por Bruselas.

Por ello, la Comisión defiende aumentar la transparencia respecto a las decisiones adoptadas por los responsables de los mercados públicos durante todo el proceso. "Una mayor transparencia podría imponerse, por ejemplo, a través de la apertura de las ofertas o la publicación obligatoria de los informes escritos relativos al proceso de licitación", apunta el Ejecutivo comunitario.

También propone crear herramientas gratuitas específicas para denunciar los fraudes, ya sea a través del teléfono o de Internet, o limitar la libertad de apreciación de los poderes públicos responsables de la adjudicación en algunos dominios, por ejemplo en materia de anulación de procedimientos.

Estas opciones aparecen recogidas en un documento de consulta pública, primer paso antes de modificar la legislación, cuyo objetivo es recabar la opinión de todos los afectados. El plazo para responder se extenderá hasta el 18 de abril.

El Ejecutivo comunitario quiere que la reforma sirva además para facilitar el acceso a los contratos públicos de las pequeñas y medianas empresas (pymes), que ahora sólo representan entre el 31% y el 38% de las adjudicaciones. Finalmente, Bruselas pretende reducir la burocracia en estos procesos y fomentar las adjudicaciones transfronterizas.

Los mercados públicos representan alrededor del 17% del PIB de la UE y la Comisión ve esencial que se utilicen de la mejor manera posible para relanzar la economía comunitaria tras la crisis. "Mi ambición es que los mercados públicos contribuyan a la creación de empleo, a la innovación y a la protección del medio ambiente", ha dicho el comisario de Mercado Interior, Michel Barnier.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies