Bruselas avisa a Italia de que el cambio de Gobierno no es suficiente para resolver los problemas

 

Bruselas avisa a Italia de que el cambio de Gobierno no es suficiente para resolver los problemas

Actualizado 14/11/2011 18:12:40 CET

BRUSELAS, 14 Nov. (EUROPA PRESS) -

La Comisión Europea ha avisado este lunes a Italia de que el cambio de Gobierno que se ha producido este fin de semana con el nombramiento como primer ministro del ex comisario Mario Monti no es suficiente para resolver la crisis de deuda y ha insistido en que el nuevo Ejecutivo debe aplicar los ajustes acordados y quizá medidas adicionales.

"Nuestro diagnóstico de la economía italiana no cambia porque haya una nueva administración. Las debilidades en términos de freno para el crecimiento, reformas estructurales que juzgamos necesarias, este tipo de análisis sigue siendo el mismo", ha explicado el portavoz de Asuntos Económicos, Amadeu Altafaj.

La UE celebró este domingo el nombramiento de Monti por considerarlo una "señal alentadora" de la determinación de Italia de adoptar las medidas necesarias para salir de la crisis, según dijeron en un comunicado conjunto el presidente de la Comisión, José Manuel Durao Barroso, y el del Consejo, Herman Van Rompuy. El Ejecutivo comunitario confirmó además que seguirá supervisando la economía italiana.

La Comisión recibió el sábado una respuesta del ministro de Finanzas, Giulio Tremonti, al cuestionario de 39 preguntas en el que se solicitaba más concreción sobre el plan de reformas anunciado por el ex primer ministro, Silvio Berlusconi.

El Ejecutivo comunitario está ahora "examinando la respuesta y redactando un análisis en profundidad" de las medidas propuestas y el comisario de Asuntos Económicos, Olli Rehn, presentará su primera evaluación durante la reunión del Ecofin que tendrá lugar a finales de mes, ha dicho Altafaj. Además, los inspectores de la UE siguen en Roma desde la semana pasada asistiendo a las autoridades italianas.

Rehn ya sugirió la semana pasada que las medidas son insuficientes. Además, la revisión a la baja de las previsiones de crecimiento para Italia (su economía sólo avanzará un 0,5% este año y un 0,1% el que viene) podría obligar a Monti a aprobar nuevos recortes, aunque el portavoz ha eludido confirmarlo.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies