Economía.- Posada recibe mañana el proyecto de Presupuestos de manos de Montoro, que lo explicará en rueda de prensa

Montoro entrega el proyecto de Presupuestos Generales del Estado (PGE) 2014
EUROPA PRESS
Actualizado 04/07/2015 0:15:32 CET

MADRID, 29 Sep. (EUROPA PRESS) -

El presidente del Congreso, Jesús Posada, recibirá este martes el proyecto de ley de Presupuestos Generales del Estado (PGE) de 2015 de manos del ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro, quien posteriormente lo explicará en rueda de prensa, como es habitual, dando así inicio a su tramitación parlamentaria.

Tras su aprobación el pasado viernes por parte del Consejo de Ministros, el proyecto de cuentas para el próximo ejercicio será entregado oficialmente a la Cámara Baja por parte de Montoro, que llegará al Patio de Floridablanca hacia las 9.45 horas acompañado por sus secretarios de Estado, Marta Fernández Currás, Antonio Beteta y Miguel Ferre.

Toda la comitiva pasará después a la Sala de Pasos Perdidos, donde el ministro entregará el código QR, el 'pen drive' y los tomos que recogen el detalle de los Presupuestos a Posada, en presencia de otros responsables del área de Presupuestos, como el presidente de la comisión parlamentaria, el socialista Alfonso Guerra.

Posteriormente, hacia las 11.30 horas, está previsto que comience la tradicional rueda de prensa en la que los cuatro máximos responsables del Ministerio de Hacienda explicarán el detalle del proyecto de ley y contestarán las preguntas de los periodistas.

TRAMITACIÓN PREFERENCIAL.

Según el Reglamento del Congreso, la tramitación del proyecto de ley de Presupuestos Generales del Estado goza de preferencia sobre el resto de proyectos y proposiciones de ley, por lo que una vez registrado podrán comenzar las comparecencias de los altos cargos del Gobierno, cuyo calendario concreto aún debe ser acordado por la Comisión de Presupuestos en una reunión de la Mesa y los Portavoces que tendrá lugar el martes a las 19.00 horas a partir de las solicitudes que los grupos presenten antes de las 16.00 horas.

En cualquier caso, la intención es que el órgano que preside Guerra comience ya a citar a responsables gubernamentales el mismo miércoles por la mañana, y lo habitual es que estas sesiones se inicien con la presencia del gobernador del Banco de España, Luis María Linde, que podría comparecer ya a las 10.00 horas.

Las intervenciones de los responsables de los diferentes departamentos del Gobierno desfilarán por la Cámara Baja de miércoles a viernes, y seguirán también el lunes y martes de la próxima semana. Probablemente primero serán llamados quienes comparecen ante la Comisión de Presupuestos y, ya el jueves y el viernes, quienes lo hacen ante las comisiones de Fomento, Economía, Educación y Agricultura.

PRESENTACIÓN DE ENMIENDAS.

Finalizadas las comparecencias, las diferentes formaciones podrán presentar sus enmiendas contra la totalidad del proyecto de ley hasta las 14.00 horas del viernes 17 de octubre, con el objetivo de que los vetos se puedan debatir en el Pleno de la Cámara Baja en la semana del 21 al 23 de octubre.

Una vez rechazadas las enmiendas de totalidad --gracias a la mayoría absoluta del PP--, el plazo de presentación de enmiendas al articulado permanecerá abierto hasta las 14.00 horas del viernes 24 de octubre, de modo que la Ponencia del Presupuesto pueda debatir cuáles incorpora automáticamente y emitir su informe como máximo el 31 de octubre.

Durante la semana siguiente, la Comisión que preside Guerra revisará el resto de enmiendas parciales que queden vivas en varias sesiones, centradas en los diferentes capítulos del Presupuesto, para que el dictamen quede aprobado el 7 de noviembre.

De este modo, el proyecto modificado se elevará al Pleno del Congreso para su debate, previa intervención de cada uno de los ministros para defender su parte de las cuentas, durante la semana del 11 al 13 de noviembre.

Una vez la Cámara Baja haya votado todas las enmiendas y aprobado el texto, éste se remitirá al Senado, donde se seguirá el mismo procedimiento de tramitación para que los Presupuestos puedan ser aprobados, previsiblemente, en la semana del 9 al 11 de diciembre.

De este modo, las cuentas regresarán al Congreso para que el Pleno debata los cambios introducidos en la Cámara Alta y apruebe definitivamente el proyecto de ley en la semana del 16 al 18 de diciembre, de cara a su entrada en vigor el 1 de enero de 2015, el mismo día que se pondrán en marcha los cambios incluidos en la reforma fiscal, que se tramitará de forma paralela a los Presupuestos.

AFIANZAR LA RECUPERACIÓN ECONÓMICA.

El Presupuesto de 2015 tiene como principal objetivo, según el propio ministro Montoro, afianzar la recuperación económica y consolidar la creación de empleo, atendiendo a la cohesión social y garantizando la consolidación fiscal, con un objetivo de déficit del 4,2%, frente al 5,5% con que debe cerrarse este ejercicio, cuya consecución se fía en gran medida al aumento del PIB, que según las previsiones será del 2%.

Esto supone una reducción del techo de gasto del 3,2% con respecto al de 2014, hasta los 129.060 millones de euros, resultado de una previsión de ingresos de 133.712 millones de euros (+4,3%) cuya obtención dependerá en gran medida de la reforma fiscal presentada por el Gobierno, y que también se está tramitando en la Cámara Baja para que entre en vigor el próximo 1 de enero.

Así, el gasto no financiero de los ministerios estará limitado a 62.946 millones (-5,1%) mientras que la partida para financiar los intereses de la deuda se reducirá un 3% hasta los 35.490 millones. Por el contrario, otros gastos no ministeriales (órganos constitucionales, clases pasivas o relaciones financieras con la UE, entre otras cosas) subirán un 1%, hasta 30.623 millones.

Entre los anuncios estrella recogidos por el Ejecutivo en este proyecto de ley figura el Plan Crece, que contará con 2.187 millones de euros para impulsar el crecimiento, la competitividad y la eficiencia y que se destinarán a la I+D, a acciones para pymes y al desempleo juvenil, entre otras cosas.

Y es que la I+D y el fomento del empleo serán dos de las políticas prioritarias el próximo año, con un incremento presupuestario del 4,8% y del 16,5% respectivamente, seguidas por la educación (+4,5%) y la cultura (+4,4). La inversión pública, por su parte, se incrementará un 6%.

PRESTACIONES Y FUNCIÓN PÚBLICA.

Con respecto a las grandes partidas del Presupuesto, el ministro de Hacienda ya avanzó que el gasto en prestaciones bajará en 4.100 millones por la mejora del empleo y la menor cantidad de personas en el paro mientras que las pensiones subirán al menos el 0,25% que estipula la ley como suelo de la revalorización anual, si bien el gasto total se incrementará entre el 3% y el 3,5% por el mayor número de jubilados y la mayor cuantía de sus nóminas.

La tasa de reposición de los empleados públicos se elevará del 10% al 50% en servicios esenciales y se recuperará una cuarta parte de la paga extraordinaria que se suprimió en 2012 a los funcionarios, que por otra parte verán congelado su salario por quinto ejercicio consecutivo.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies