Margallo dice a Grecia que en comunidad una familia no puede imponer sus decisiones

José Manuel García-Margallo en el Congreso
EUROPA PRESS
Actualizado 08/07/2015 11:14:13 CET

MADRID, 8 Jul. (EUROPA PRESS) -

El ministro de Asuntos Exteriores, José Manuel García-Margallo, ha recordado este miércoles a Grecia que "en una comunidad de vecinos" como es la UE las decisiones "unilaterales" que pueda tomar una familia por su cuenta no se pueden imponer al resto de vecinos. "Lo que a todos afecta, por todos tiene que ser decidido en conjunto", ha insistido.

En declaraciones a los medios en los pasillos del Congreso, el ministro ha comparado al país heleno con una familia morosa dentro de una vivienda: "En una comunidad de vecinos no puede aparecer uno que, por votación entre sus hijos y su mujer, decide que no va a pagar todas las cuotas que debe, que va a ampliar la terraza, que va a seguir sin pagar las cuotas de los años futuros y que, a cambio, se le tiene que seguir dando dinero", ha explicado.

En este sentido, ha argumentado que "cuando uno vive en comunidad" el "derecho a decidir" no es nunca "unilateral", y ha señalado que parece que el Ejecutivo de Alexis Tsipras "no ha entendido" estas reglas del juego de la convivencia democrática.

"Tienen que entender y acatar estas reglas, y eso quiere decir que el pueblo griego tiene derecho a votar en referéndum lo que tenga por oportuno, pero también tiene que respetar lo que los otros 18 países hayamos decidido en defensa de nuestros contribuyentes", ha insistido.

LA PELOTA ESTÁ EN EL TEJADO HELENO

Además, Margallo ha reiterado el mensaje oficial de que "en este momento la pelota está en el campo del Gobierno griego" de Syriza, que con sus decisiones en los últimos meses a "arruinado" los resultados de las políticas que había puesto en marcha el Gobierno anterior de Antonis Samarás.

En este sentido, ha recordado que el documento del Fondo Monetario Internacional (FMI) en el que se advierte de la insostenibilidad de la deuda griega recoge también que ese endeudamiento "era sostenible" hasta las últimas elecciones porque "Grecia estaba creciendo".

"Eso se ha esfumado en cinco meses, y ha llegado un momento en el que Grecia necesita una nueva ayuda financiera. Pero para pedirla, debe poner sobre la mesa los esfuerzos que va a hacer para controlar sus finanzas públicas y, sobre todo, para empezar a crecer y crear empleo", ha insistido el titular de Exteriores, recordando que el principal problema del país heleno no es la deuda --por la que pagan menos porcentaje del PIB (2,25%) que, por ejemplo, España (3%)-- sino la falta de crecimiento.

Por eso, García-Margallo ve necesario que el Ejecutivo de Tsipras pueda acceder al programa de ayuda de 35.000 millones de euros ofrecido por la UE, aunque para eso debe "decir exactamente qué están dispuestos a hacer para honrar sus obligaciones y pagar esos préstamos a sus acreedores", que son "todos los contribuyentes europeos".

"Y en esto el tiempo corre en contra de todos", ha advertido, recordando que tras el impago el pasado 30 de junio de un préstamo al FMI, el próximo 20 de julio vence otro crédito del Banco Central Europeo (BCE) que Grecia "tiene que pagar".

Por eso, el ministro ha pedido a Grecia "esfuerzos", "determinación" y "coraje" para "poner en marcha las reformas para crecer", porque sólo así se podrán pagar las deudas pero también se podrá sacar al pueblo griego de la "emergencia, incertidumbre y desesperanza" que vive.

"Están en una situación muy límite, y a todos nosotros eso nos tiene que afectar e importar. Nadie desea más que Grecia permanezca en la UE que el Gobierno español, pero eso exige esfuerzos", ha zanjado el titular de Asuntos Exteriores.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies