El PIB de la OCDE frena su expansión al 0,6% en el cuarto trimestre de 2017

Publicado 19/02/2018 12:49:57CET

PARÍS, 19 Feb. (EUROPA PRESS) -

El Producto Interior Bruto (PIB) de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE) se ralentizó al 0,6% en el último trimestre de 2017, después de crecer siete décimas en el trimestre inmediatamente precedente, según informó el organismo internacional en un comunicado.

Este menor ritmo de crecimiento entre los meses de octubre y diciembre refleja la ralentización experimentada en cuatro de las seis mayores economías de la OCDE, fundamentalmente en Japón, donde el PIB creció una décima, frente al avance del 0,6% de los tres meses anteriores.

Asimismo, la economía alemana se expandió una décima menos que el trimestre anterior, hasta un 0,6%, mientras que en Italia se redujo dos décimas, hasta el 0,3%, y en Estados Unidos un 0,6%, dos décimas menos que en el tercer trimestre.

Al contrario, en Francia y en Reino Unido el PIB registró un progreso mayor al del trimestre anterior, con un crecimiento del 0,6% y un 0,5%, respectivamente, lo que representa un aumento de una décima en ambos casos.

En la zona euro y en el conjunto de la Unión Europea (UE), el PIB experimentó un crecimiento del 0,6%, lo que supone una décima menos que en el tercer trimestre.

En términos interanuales, la economía de la OCDE creció al ritmo del 2,6% en el cuarto trimestre, dos décimas menos que los tres meses anteriores.

Entre las seis mayores economías que forman parte de la organización, la mayor tasa de expansión la experimentó Alemania, con un avance del 2,9%, frente al 2,7% del trimestre anterior, seguido de Estados Unidos, que creció un 2,5%, dos décimas más.

La menor tasa de crecimiento interanual la registró Reino Unido al situarse en el 1,5%, dos décimas menos que el trimestre anterior, seguido de Japón e Italia, que se expandieron al 1,6%.

Respecto al mismo periodo del año anterior, el PIB entre los Diecinueve avanzó un 2,7% en el último trimestre del año, una décima menos, mientras que entre los Veintiocho la economía creció un 2,6%, dos décimas menos.