La Agencia Europea para la Seguridad y la Salud en el Trabajo recuerda que la depresión laboral aumenta en Europa

Actualizado 05/10/2007 14:16:26 CET

Destaca que los nuevos riesgos laborales, como las enfermedades psicosociales, son también nuevos reto en materia de prevención

MADRID, 5 Oct. (EUROPA PRESS) -

Con motivo de la celebración mañana 6 de octubre del día Europeo de la Depresión, la Agencia Europea para la Seguridad y la Salud en el Trabajo alertó hoy sobre los nuevos tipos de enfermedades relacionadas con el trabajo --y denominadas 'psicosociales'-- que están aumentando en Europa, entre ellas los transtornos depresivos.

Según datos de la Agencia Europea, entre los riesgos laborales más importantes en los próximos años para los más de 190 millones de trabajadores de los 27 países europeos, estarán precisamente los factores psicosociales, que pueden conducir a problemas de salud como la depresión, el estrés, la ansiedad, la irritabilidad, los problemas de sueño, o el burn-out ('síndrome del quemado'), entre otros.

"La naturaleza de los riesgos laborales cambia al ritmo del incremento de las innovaciones, del desarrollo de nuevos factores de riesgo --violencia en el trabajo, incluido el acoso moral y sexual-- y de la transformación del trabajo", explica la agencia.

Asimismo --señala-- "hay factores que contribuyen a acentuar dichas enfermedades, como la precariedad en el empleo, la sensación de inseguridad, los horarios irregulares y flexibles, la intensificación del ritmo de trabajo, la creciente complejidad de tareas, el envejecimiento de la población activa y el trato con las personas, especialmente en el sector servicios".

En este sentido, la Agencia Europea resaltó la importancia que debe darse a las enfermedades psicológicas relacionadas con el trabajo, "con efectos a largo plazo, que a veces se infravaloran frente a la mayor visibilidad inmediata de los accidentes de trabajo".

En cuanto a la exposición a riesgos psicológicos, la Agencia Europea señala que el sector de la Administración pública "posee altos niveles de exposición a estos riesgos", básicamente por el hecho de que tienen más interacción con el público --el 50% dedica al menos tres cuartas partes de su tiempo de trabajo a la atención al público, frente al 38% del sector privado--.

Según datos de la Agencia, el 6% de los trabajadores del sector público ha experimentado en alguna ocasión 'bullying' o acoso, frente al 4% del sector privado.

MUJERES Y ESTRÉS.

Un reciente estudio de la Agencia señala que las mujeres son un grupo en el que aumenta cada vez más el riesgo de contraer enfermedades psicológicas. Ellas tienden a tener mayores problemas de estrés que los hombres. El acoso sexual, por ejemplo, la discriminación, los trabajos mal considerados y con gran exigencia emocional, o la doble carga de un trabajo remunerado y otro no remunerado en el hogar, "son los factores de estrés que más afectan a las mujeres".

"Son ellas también las más afectadas por la violencia ejercida por el público, al encontrarse mayoritariamente en puestos de trabajo que requieren contacto con él", recalca este estudio.

En el caso de los trabajadores inmigrantes, y aunque existen muy pocos estudios sobre seguridad y salud en este colectivo, la información disponible "aporta suficientes motivos de preocupación", ya que "sufren discriminación durante su contratación y su desarrollo profesional, reciben salarios más bajos y hay evidencias de que esta discriminación está más ligada al origen étnico que a su condición de inmigrante", recalca la Agencia, que añade que también padecen una gran incertidumbre laboral y a menudo están más expuestos al acoso y a la violencia en sus puestos de trabajo.

"En el caso específico de los inmigrantes hay un claro componente de acoso racial que no afecta sólo al trabajador, sino a descendientes de segunda y tercera generación", recalca la Agencia. Además, "las dificultades de idioma pueden agravar estos problemas, ya que los inmigrantes son menos proclives a denunciar o presentar una queja, bien por falta de información sobre los procedimientos, o bien por miedo a represalias", concluye.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies