La CSI reclama un convenio internacional que proteja los derechos de los trabajadores domésticos en todo el mundo

Actualizado 02/11/2007 15:39:16 CET

MADRID, 2 Nov. (EUROPA PRESS) -

La Confederación Sindical Internacional (CSI) ha pedido a los sindicatos de todo el mundo que procuren obtener apoyo de sus Gobiernos a fin de que se elabore un convenio internacional que proteja a las trabajadoras y trabajadores domésticos. El mes próximo, durante la reunión del Consejo de Administración de la Organización Internacional del Trabajo (OIT), se discutirá un posible convenio internacional para los diez millones de empleados domésticos que hay en el mundo.

"Los trabajadores domésticos carecen de protección tanto en la legislación internacional como en la legislación nacional", señala el documento presentado para discutir en el Consejo de Administración de la OIT.

"Estos trabajadores constituyen un segmento importante y cada vez más grande de la fuerza laboral y su trabajo permite que otras personas mejoren sus niveles de vida", afirma, añadiendo que "gracias a su trabajo, decenas de millones de empleadores del mundo evitan tener que llevar a cabo rutinarias tareas básicas.

"En las legislaciones nacionales muchas veces no se reconocen las tareas domésticas como trabajo. En consecuencia, como en esas legislaciones no se protegen los derechos laborales de los trabajadores domésticos, sus empleadores tienen 'luz verde' para cometer todo tipo de abusos", denuncia el documento.

De esta forma, "muchos de los trabajadores domésticos son mujeres inmigrantes. En sus países de origen muchas tienen calificaciones considerablemente superiores a las necesarias para realizar ese trabajo, pero se ven obligadas a aceptar exilarse y trabajar como domésticas por la realidad social y la evidente necesidad de dinero para sobrevivir".

La CSI, que es el organismo sindical más grande del mundo, está movilizando a todas sus sindicatos afiliados para que procuren conseguir respaldo de sus Gobiernos a fin de que se elabore un instrumento internacional. El Consejo de Administración de la OIT deberá decidir si incluirá o no esta cuestión en el orden del día de la Conferencia Internacional del Trabajo de 2010, con miras a que se adopte un convenio en 2011.

"Los trabajadores domésticos deben contar con la misma protección que el resto de la fuerza laboral", señaló en este sentido el secretario general de la CSI, Guy Ryder, que mostró su cofianza en que el Consejo de Administración de la OIT "tomará una decisión acertada con respecto a esta cuestión".