La CNMC quiere acortar los plazos de actuación para ser "más compatibles" con las exigencias de la economía

Presidente de la CNMC, José María Marín Quemada (centro)
EUROPA PRESS
Publicado 28/11/2013 13:41:29CET

Marín se felicita por la "velocidad de crucero" del organismo y cuantifica en más de un centenar los expedientes resueltos

MADRID, 28 Nov. (EUROPA PRESS) -

El presidente de la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC), José María Marín Quemada, ha explicado este jueves que uno de los objetivos del organismo es el de acortar los plazos de actuación para hacerlos "más compatibles" con las exigencias de las estrategias empresariales, la evolución tecnológica y la economía.

"Es una cuestión central, pero es un objetivo difícil de concretar, ya que depende de cada uno de los casos", ha puntualizado el principal responsable de la CNMC, organismo que inició su andadura el pasado 7 de octubre integrando en un solo organismo a la Comisión Nacional de la Energía (CNE), la Comisión del Mercado de las Telecomunicaciones (CMT), la Comisión Nacional de la Competencia (CNC), el Comité de Regulación Ferroviaria, la Comisión Nacional del Sector Postal (CNSP), la Comisión de Regulación Económica Aeroportuaria (CREA) y el Consejo Estatal de Medios Audiovisuales (CEMA).

Por ejemplo, en Competencia, ha explicado Marín, hay doce meses para instruir y seis meses para resolver un expediente. "En competencia hay un fuerte componente jurídico, lo que se trata es de armonizar la exigencia jurídica de defensa de las partes, que es fundamental y son plazos que no se van a mover ni un milímetro, con lo que es el estudio de la resolución, que es una competencia interna que cuanto más se pueda acelerar mejor", ha apuntado.

"Con el mayor respecto hacía el rigor y hacía las exigencias de las normativas queremos hacer los plazos más compatibles con la velocidad de avance de las innovaciones tecnológicas, con las exigencias de las estrategias empresariales y con la economía", ha explicado.

En cualquier caso, Marín ha recordado que estas decisiones hay que desarrollarlas en paralelo con la garantía y la seguridad jurídica de los agentes a los que hacen referencia los expedientes. "Pero entendemos también que esta estrategia tiene que ser compatible con una respuesta rápida", ha añadido el presidente del regulador, poniendo como ejemplo el sector de las telecomunicaciones y su imparable avance tecnológico.

En cuanto a la capacidad de gestión y evolución del organismo en estos dos meses de vida desde su puesta en funcionamiento el pasado mes de octubre, Marín se ha mostrado satisfecho y ha calificado de "razonablemente efectiva" la actuación del organismo en esta nueva etapa.

MÁS DE UN CENTENAR DE RESOLUCIONES

El directivo ha recordado que desde entonces se ha puesto en marcha una maquinaria compuesta por 515 personas, cuatro direcciones, una sede en Madrid y otra, la que corresponde a la dirección de Telecomunicaciones y del Sector Audiovisual, en Barcelona.

"Nuestro mensaje ha sido que no se puede parar nada y creo que nada se ha parado. (...) Nuestra velocidad de crucero nos produce cierta satisfacción", ha indicado Marín, quién ha apostillado que, en este tiempo, se han resuelto más de un centenar de expedientes.

Europa Press Comunicados Empresas
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies