Economía/Empresas-Airbus estudia alternativas a las cajas negras de los aviones para recuperar información en accidentes

Actualizado 02/07/2009 22:41:35 CET

El constructor pretende "reforzar" la recuperación de datos para mejorar la seguridad en vuelo, tras registrarse en un sólo mes dos graves accidentes de modelos Airbus

MADRID, 2 Jul. (EUROPA PRESS) -

El constructor europeo Airbus anunció hoy que ha lanzado un estudio sobre la transmisión de datos desde aviones comerciales a las autoridades nacionales como alternativa a las cajas negras, con el objetivo de "reforzar" la recuperación de información en caso de producirse accidentes.

"Recuperar información de los accidentes es de importancia vital para mejorar la seguridad en vuelo. Existen posibilidades técnicas para reforzar la recuperación de datos de vuelo y su transmisión a los centros en tierra", aseguró hoy el presidente y consejero delegado de la compañía aeronáutica, Tom Enders.

Concretamente, el ejecutivo detalló que "la compañía está estudiando diferentes opciones para llegar a soluciones comerciales viables".

El responsable de ingeniería en Airbus, Patrick Gavin, y el responsable de servicios al cliente, Charles Champion, serán los encargados del estudio que deberá solventar posibles problemas en la tecnología y sobre protección de datos y privacidad.

Este anuncio se produce dos días después del segundo accidente de un Airbus en un mes en el que también se han registrado varios incidentes en aparatos del constructor aeronáutico tras detectarse problemas en la transmisión de datos en tiempo real.

Precisamente hoy, el informe preliminar del accidente del AF447 de Air France en el que murieron 228 personas reveló que el fallo en los sensores de velocidad conocidos como 'pitot' y la incoherencia en los datos "son el primer eslabón" de una cadena de factores, aunque "no la única causa" que provocó que el avión cayera al Atlántico el pasado 1 de junio.

Al parecer, el avión habría "chocado con la superficie del agua en línea de vuelo con una fuerte aceleración vertical", según la Oficina de Investigaciones y Análisis (BEA, según sus singlas en francés) encargada de esclarecer las causas del siniestro.

Air France ha tenido un total de nueve incidentes con este tipo de sensores entre mayo de 2008 y marzo de 2009, ocho de ellos en aviones de larga distancia A340 y uno en un A330.

Un fallo en estos sensores implica que el piloto automático se desconecta, se pierde la dirección de vuelo, los cálculos de velocidad no se ven reflejados en el panel de mandos y el gobierno de la nave se ve limitado, por lo que el avión debe pilotarse de forma manual.

Airbus alertó en 2008 a las aerolíneas para que sustituyeran los 'pitot' en los A330, ya que estos podían ofrecer información errónea en caso de mal tiempo.

INCIDENTES CON OTROS A330.

Por otra parte, las autoridades estadounidenses investigarán dos incidentes recientes a bordo de aviones A330, ocurridos durante un vuelo de Northwest Airlines el pasado 23 de junio, y otro de la compañía brasileña TAM del 21 de mayo, ante la posibilidad de que tengan relación con el accidente del AF447 de Air France.

En ambos casos, el Comité de Seguridad en el Transporte (NTSB) está comprobando las grabaciones, los datos sobre el mantenimiento y los informes remitidos por las tripulaciones de Northwest Airlines y TAM, ante la recepción de datos erróneos en los sensores de velocidad. Los dos aparatos aterrizaron en sus respectivos destinos utilizando para ello los instrumentos de reserva.

En el caso del A310 de la aerolínea Yemenia que se precipitó en el Índico con 153 pasajeros a bordo y cuya única superviviente fue la joven de 14 años Bahia Bakari, las autoridades francesas revelaron que las autoridades galas habían reforzado los controles a la aerolínea después de que se hubieran detectado en 2007 "varios fallos" en el avión siniestrado.

De acuerdo con la convención internacional de la Organización Internacional de Aviación Civil (OACI), Airbus ha dispuesto un equipo de expertos y está colaborando con la Oficina de Investigaciones y Análisis francesa (BEA, según sus siglas en francés), en la investigación de este último accidente.

Europa Press Comunicados Empresas
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies