Analistas creen que la vigilancia de la calificación crediticia de Repsol puede penalizar su acción

 

Analistas creen que la vigilancia de la calificación crediticia de Repsol puede penalizar su acción

Actualizado 27/01/2006 20:45:51 CET

MADRID, 27 Ene. (EUROPA PRESS) -

Repsol ha continuado con un comportamiento negativo en Bolsa a lo largo de hoy tras ser puesta en vigilancia su calificación crediticia con perspectiva negativa y de cara a una eventual rebaja, según analistas consultados por Europa Press.

En concreto, las acciones de la petrolera hispano argentina cerraron a un precio de 22,17 euros por acción, lo que supone una caída del 3,1%.

Las agencias de calificación crediticia Moody's, Standard & Poor's y Fitch coincidieron en poner en vigilancia la calificación crediticia de la compañía tras anunciar la revisión a la baja de un 25% de sus reservas en Bolivia, Venezuela y Argentina.

En concreto, el coordinador de gestión de Inversis Banco, Alberto Alonso, explicó que este comportamiento de los títulos de Repsol en el mercado se debe no tanto por la reducción de sus reservas como por la decisión de las tres agencias de calificación.

Alonso indicó que este hecho ha provocado que muchos fondos de inversión desconfíen a la hora de comprar acciones de la compañía, lo que explica su sucesiva caída en Bolsa.

En su opinión, en los próximos días la cotización de los títulos de Repsol se comportará de forma "regular". De hecho, "este índice no va a ser el total, sino que es posible que a lo largo de los días las acciones de compañía continúen cayendo algo más", subrayó.

Por su parte, Iberian Equities ha rebajado su estimación del precio objetivo de las acciones de Repsol hasta los 21,5 euros, desde los 24 euros en los que se encontraba su estimación. La gestora de fondos prevé que las acciones de Repsol continúen con un comportamiento a la baja.

DESCONFIANZA ANTE FUTURAS REVISIONES.

En un informe sobre la petrolera al que tuvo acceso Europa Press, Iberian Equities cree posible que Repsol anuncie nuevas revisiones de sus reservas y ve riesgo en que se incrementen adquisiciones como consecuencia de la reducción de las reservas en un periodo de ocho años.

En conjunto, Iberian Equities considera que en el análisis riesgo-beneficio la balanza se inclina más hacia el lado negativo, por lo que reiteró su preferencia por la petrolera italiana Eni.

Por otro lado, Goldman Sachs considera que la revisión de Repsol no debería "asustar" al mercado de manera relevante, ya que se tratan de reservas bolivianas de gas en su mayor parte, cuyo desarrollo no resulta rentable ante la nueva Ley de Hidrocarburos del país.

PARALESLISMO CON EL CASO SHELL EN 2004.

En un análisis, Goldman Sachs apunta que el caso de Repsol recuerda al ocurrido en 2004 con Shell, cuando anunció una revisión de sus reservas y la acción cayó en un 7%, lo que provocó la ralentización del resto del sector durante los siguientes meses.

Además, señala que la petrolera sobrestimó la cantidad de gas que Argentina y Bolivia podrían producir, y ahora la petrolera se ha visto obligada a afrontar de "forma más rápida la disminución esperada".

Según la entidad, el impacto de la reducción de sus reservas se comenzará a mostrar ya en el próximo año, con un impacto de un 9% sobre volúmenes totales en 2009".

Goldman Sachs recuerda que las revisiones de Repsol afectan fundamentalmente a yacimientos de gas, que se encuentran desarrollados, por lo que la revisión de las reservas probadas desarrolladas supone aproximadamente el 75% del total. Además, indica que el valor de tales reservas es limitado, debido a que los precios en América Latina son más baratos.

Europa Press Comunicados Empresas
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies