La Corte de Apelaciones de París se pronuncia el martes sobre el contencioso de Sacyr en Eiffage

Actualizado 03/02/2008 14:53:56 CET

MADRID, 3 Feb. (EUROPA PRESS) -

La Corte de Apelaciones de París se pronunciará sobre el contencioso que mantienen Sacyr Vallehermoso y su participada francesa Eiffage en la vista prevista para el próximo martes, día 5.

El grupo español, primer accionista de Eiffage, recurrió ante esta instancia judicial la decisión del supervisor de los mercados franceses (Autorité des Marchés Financières, AMF) de no autorizar la oferta pública de adquisición (OPA) que formuló sobre la compañía gala por estimar que existió supuesta concertación entre la constructora española y otros socios españoles minoritarios de la francesa.

El grupo que preside Luis del Rivero formuló esta OPA el 20 de abril de 2007, el día después de la última junta de accionistas de Eiffage en la que por segundo año consecutivo se impidió su entrada al consejo de la constructora francesa.

Sacyr es desde hace dos años primer accionista del grupo de construcción y concesiones francés, con el 33,33% de su capital social, pero en este tiempo no se le ha permitido entrar en su consejo de administración ni participar en su gestión.

La OPA está paralizada desde junio de 2007, cuando la CNMV francesa decidió no autorizar la operación argumentando que existió una supuesta concertación con otros socios españoles en Eiffage (entre ellos la inmobiliaria Rayet, con un 4,21%, y el empresario Luis Portillo, con alrededor del 2%). Sacyr resolvió entonces recurrir al Tribunal de apelaciones galo.

La otra parte del contencioso entre las dos constructoras, la referida a la validez de la última junta de Eiffage, y que se dirime en el Tribunal de Comercio de Nanterre (París), no se resolverá hasta el 6 de mayo, según lo dictó este tribunal esta semana.

Sacyr Vallehermoso siempre ha defendido que dicha concertación no existió y ha mostrado su confianza en los tribunales franceses. Pese a ello, ya avanzó a finales del pasado año su disposición a vender su participación en Eiffage o bien a abordar una solución 'tipo E.ON' en Endesa, esto es, salir de la compañía a cambio de un conjunto de activos.

En la misma línea, Rayet apuntó esta semana su intención de "reconsiderar" su posición en Eiffage si la actual situación judicial de la empresa francesa se alarga, dado que ya ha pasado un año desde la última junta sin que se haya podido demostrar la supuesta concertación de la que les acusaron.

Las citas judiciales se registran unas semanas después de la cumbre hispano-francesa que reunió al presidente de Francia, Nicolás Sarkozy, y al español, José Luis Rodríguez Zapatero, y en la que ambos desearon una solución amistosa y rápida para el contencioso entre las dos empresas.

Europa Press Comunicados Empresas
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies