Un juzgado condena a Uralita a pagar 1,7 millones de euros a 23 trabajadores afectados por amianto

Actualizado 29/02/2012 14:09:53 CET

GETAFE (MADRID), 29 Feb. (EUROPA PRESS) -

El Juzgado Social número 15 de Madrid ha condenado a la empresa Uralita a pagar un total de 1,7 millones de euros por 23 casos de trabajadores afectados por amianto en Getafe (Madrid), presentados por la Asociación de Víctimas del Amianto (Avida) aunque ha desestimado otros 17 casos.

La asociación, a través de un comunicado, ha acogido con gran satisfacción la sentencia en la que "se declara culpable a Uralita por no adoptar las medidas de protección necesarias para preservar la salud de los trabajadores".

Al respecto, la sentencia recoge que de haber contado la parte trabajadora "con equipos adecuados y haberse procurado una limpieza acorde a la reglamentación, las enfermedades no se hubiesen desarrollado o la exposición e inhalación habría sido mucho menor".

Además, "las empresas incurrieron en claras omisiones que les eran exigibles y que hubiera evitado o minimizado el daño y patologías ocasionadas, actuando de manera negligente y culposa pues podían y debían conocer la existencia de las enfermedades derivadas de la exposición al amianto o asbestos, debido a la normativa reglamentaria que así lo determinaba, y conociendo o debiendo conocer las obligaciones que esa normativa imponía".

El presidente de Avida, Juan Carlos Paúl, ha destacado que es la primera sentencia que ganan a Uralita por la vía de lo Social ya que anteriormente les fueron favorables por la vía civil "y puede crear un precedente muy importante en Madrid porque se habían perdido todos los casos".

"Hemos detectado un cambio en los jueces, que se sensibilizan más y entienden los perjuicios causados a los trabajadores expuestos al amianto", ha apostillado Juan Carlos Paúl.

Según la asociación, si bien en los fundamentos de derecho la sentencia reconoce la culpa de Uralita en la totalidad de los casos, el fallo desestima 17 de estos por prescripción del derecho a reclamar o "por haberse juzgado previamente por los mismos actores".

Al no estar de acuerdo con ello, Avida ha anunciado la intención de recurrir los casos desestimados ya que han agregado que los trabajadores han sufrido un grave empeoramiento de su salud y en la mayoría de los casos se ha producido la aparición de nuevas enfermedades.

Europa Press Comunicados Empresas