Nueva Rumasa baraja solicitar el concurso para sus hoteles

José María Ruiz Mateos, Nueva Rumasa
EUROPA PRESS
Actualizado 28/04/2011 16:32:20 CET

MADRID, 28 Abr. (EUROPA PRESS) -

Nueva Rumasa no descarta solicitar el concurso voluntario de acreedores para los inmuebles que integran su división hotelera, todos ellos en venta con una deuda de más de 200 millones de euros, principalmente créditos hipoetcarios, informaron a Europa Press en fuentes cercanas al proceso de venta.

Desde la compañía precisaron que no ha determinado una fecha para presentar la suspensión de pagos, si bien hicieron hincapié en que sólo contempla la posibilidad de solicitar este procedimiento para alguno de los quince hoteles que componen este negocio, entre ellos el que explota la sociedad Maspalomas Hoteles.

La familia Ruiz-Mateos tiene previsto fijar un calendario de actuación para desprenderse de su división hotelera, teniendo en cuenta la eventual solicitud de concurso y su posterior admisión por el juez de lo mercantil, cuya decisión podría influir en el proceso de venta, según señalaron las mismas fuentes.

Los quince hoteles que la familia Ruiz-Mateos ha puesto a la venta, actualmente en fase preconcursal, han despertado el interés de inversores nacionales e internacionales, entre ellos empresas, fondos o cadenas hoteleras de mediano o pequeño tamaño.

Las primeras ofertas iniciales han comenzado a recibirse una vez finalizado el proceso de información complementaria y visitas a los inmuebles hoteleros.

La deuda de la división hotelera de Nueva Rumasa supone casi un tercio de los 700 millones de euros que, según la compañía, suma el endeudamiento financiero total de todas las empresas de la familia Ruiz-Mateos.

El valor de los activos hoteleros que Nueva Rumasa ha puesto a la venta, integrados bajo el grupo Hotasa, es "muy difícil" de cuantificar y se fijará en función de cómo se posicione y reaccione el mercado, de forma que se determinará con la oferta más atractiva, informaron a Europa Press en fuentes del mercado.

El 'holding' ha contratado a la consultora internacional Christie+Co para asesorarle en la venta de dichos activos, siete de ellos ubicados en Baleares, seis en Canarias y dos en Andalucía, con lo que Nueva Rumasa sólo se quedaría, en principio, con el complejo turístico que la familia posee en Santo Domingo (República Dominicana).

Precisamente, Inversiones Insulares Radó, sociedad de la familia Radó, ha presentado ante la Fiscalía de Mallorca una denuncia contra la familia Ruiz-Mateos por presunta estafa en la operación de compraventa de dos hoteles 'Beverly'.

Fuentes cercanas al proceso de venta asegurararon que "no hay ningún impedimento" para la venta de dichos inmuebles, uno en Canarias y otro en Baleares. "Están todos los activos a la venta; en ningún caso hacemos nada para perjudicar los interese de nadie", señalaron las mismas fuentes.

Europa Press Comunicados Empresas