Repsol desmiente que esté negociando una fusión con Galp

Actualizado 08/08/2008 12:54:30 CET

MADRID, 8 Ago. (EUROPA PRESS) -

Repsol YPF desmintió hoy que esté negociando una posible fusión con su competidor portugués Galp, en contra de lo que publica el rotativo portugués "Diario Económico", informaron a Europa Press en fuentes de la petrolera española.

De acuerdo con la información publicada por el diario luso, citando fuentes cercanas a la negociación que no identifica, las conversaciones podrían incluir un intercambio de activos entre ambas compañías, acuerdo que implicaría la salida de la italiana Eni del capital de Galp, de la que controla el 33%.

Fuentes de Repsol descartaron esta posibilidad y recordaron que la compañía que preside Antonio Brufau es "competidor directo" de Galp en Portugal, donde posee más de 400 estaciones de servicio.

Otras fuentes del sector consultadas por Europa Press enmarcaron la información del rotativo portugués en las recientes divergencias entre Galp y Eni, que quiere incrementar su participación en la petrolera lusa y hacer valer su posición de dominio en el capital.

A finales del pasado mes de julio el presidente de la petrolera italiana Eni, Paolo Scaroni, afirmó que no tenía intención de conformarse con la posición del 33,33% que actualmente mantienen en Galp y que buscaría controlar el 100% de la empresa o vendería la participación en la misma.

"Ya no forma parte de nuestra estrategia a largo plazo quedarnos con el 33% del capital de Galp Energía", afirmó el presidente de la petrolera italiana que fue muy claro sobre sus intenciones. "O somos nosotros los que integramos Galp o podemos desinvertir nuestra participación", afirmó Scaroni en una conferencia con analistas.

Sin embargo, a pesar de las intenciones de Eni, la petrolera italiana, que entró en el capital de Galp en el año 2000, no puede hacer nada a medio plazo a no ser que logre un acuerdo con los accionistas, ya que existe un pacto parasocial entre los accionistas principales de la petrolera lusa que imposibilita la venta de las actuales posiciones a terceros sin la aprobación de todos los firmantes del acuerdo, que entró en vigor en 2006 y tiene una duración de ocho años.

Por su parte, Galp anunció esta semana la adquisición de las actividades de distribución de productos petrolíferos que las filiales de Eni poseen en Portugal y España, que se unen así a la compra de los negocios de distribución de combustibles y parte del de lubricantes de las filiales de Exxon Mobil en la Península Ibérica que ya cerró en abril.

Europa Press Comunicados Empresas
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies