Espinosa pide pagos directos para los productores de vino similares a la transformación hortofrutícola

Actualizado 22/10/2007 21:17:10 CET

LUXEMBURGO, 22 Oct. (EUROPA PRESS) -

La ministra de Agricultura y Pesca, Elena Espinosa, propuso hoy que la reforma del sector del vino en la UE contemple medidas transitorias como un pago directo a los agricultores para su adaptación al nuevo régimen, de manera similar a lo que se acordó el pasado mes de junio para la transformación de frutas y hortalizas, para la que se acordó una ayuda variable durante un periodo de cinco años.

En su intervención en el nuevo debate que celebró con sus homólogos en el Consejo de Agricultura y Pesca, Espinosa defendió que la reforma del vino reproduzca el modelo de las frutas y hortalizas, donde en la parte de transformados "hay una parte 50% acoplado y 50% desacoplado; en otros casos va acoplado total y en otras, desacoplado total", indicó en rueda de prensa.

"Lo que hemos hecho es un traje a la medida para cada producto transformado", dijo y añadió que "en el caso del vino haríamos lo mismo. Nosotros tenemos vino, tenemos mosto, tenemos alcoholes para uso de boca y es lo que nos daría margen de poder para trabajar dentro de España".

Por lo que respecta a otros elementos de la reforma que se discutieron este lunes, Espinosa apuntó que "estamos de acuerdo" con el principio del arranque de vides, aunque "hay que mejorar una serie de cuestiones técnicas como la horquilla de las indemnizaciones".

Reiteró que toda vez que la Comisión admite que el arranque sea voluntario este aspecto "deja de ser un problema" y, en referencia a la disposición que mostró la comisaria de Agricultura, Mariann Fischer Boel, de debatir sobre la cifra de hectáreas, Espinosa indicó que "no vamos a debatir si son 200.000, 150.000 o 250.000, (el arranque) es voluntario y hay blindajes por carácter medioambiental". "Recogido esto, España no habla más del arranque salvo en las horquillas de pago a los agricultores", dijo.

Los ministros también fueron preguntados sobre las medidas que consideran deberían incluirse en cada uno de los sobres nacionales, sobre lo que Espinosa consideró "insuficientes" para ayudar al sector en situación de crisis. Para ello, reclamó que se amplíe el catálogo para recoger aspectos medioambientales, de competitividad y de promoción del vino dentro de la UE, "que ahora quedan fijados sólo para fuera de las fronteras de al UE".

A su llegada esta mañana al Consejo, Espinosa afirmó que no veía "nada claro" que se pudiera lograr un acuerdo sobre la reforma en diciembre de este año, una percepción que cambió al término de la reunión. Aunque reconoció que "a fecha de hoy las posturas siguen todavía muy abiertas", consideró que "ante la situación de hoy yo creo que podríamos hablar de un acuerdo político en el mes de diciembre", después de lo cual habría que elaborar los reglamentos, lo que podría hacer que la reforma no entre en vigor hasta final de 2008.

Europa Press Comunicados Empresas
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies