Vegara cree que el IPC se mantendrá en el entorno del 3,6% a final de año, pero confía en que baje en 2008

Actualizado 14/11/2007 14:57:37 CET

MADRID, 14 Nov. (EUROPA PRESS) -

El secretario de Estado de Economía, David Vegara, indicó hoy que la inflación a final de año "no estará lejos" de los últimos datos registrados, aunque confió en recuperar "progresivamente" los niveles de los primeros meses de 2007 siempre y cuando el petróleo y los cereales no continúen elevando sus precios.

"Es una afirmación que puede hacerse con la información que tenemos en estos momentos, aunque sea una información muy parcial", indicó Vegara en la rueda de prensa celebrada hoy para valorar el dato del IPC de octubre (3,6% en tasa interanual).

El secretario de Estado de Economía reconoció que el dato de octubre no es positivo, pero insistió en que se debe a las fuertes subidas de los precios internacionales de las materias primas, tanto las energéticas (el crudo y el gas) como las empleadas en la producción de algunos alimentos, como los cereales.

No obstante, consideró que en una perspectiva a medio plazo "cabe esperar" que el incremento de los precios internacionales no persista en el tiempo, por lo que confió en que el comportamiento de la inflación recupere niveles "más reducidos" y en que la subida del IPC en octubre sea un "fenómeno coyuntural" sin efectos de segunda ronda.

Vegara rechazó la hipótesis de que la política económica del Gobierno tenga algo que ver con las últimas subidas de precios y reiteró que el origen de las mismas está en el precio internacional del crudo y de las materias primas. "Es algo indiscutible", dijo Vegara, quien aseguró que el Gobierno ha trabajado en los ámbitos en los que "puede trabajar".

Respecto a la inflación subyacente, que excluye alimentos frescos y productos energéticos y que registró un incremento de cinco décimas en su tasa interanual, hasta el 3,1%, Vegara explicó que la subida se debe también a la traslación del impacto de la subida de los cereales a alimentos como el pan o la leche que, según indicó, son elaborados y, por lo tanto, son los que han provocado esta subida.

Vegara indicó que la estrategia del Gobierno en términos de lucha contra la inflación subyacente no pasa por tomar unas medidas en un mercado en el que el precio se fija "internacionalmente", a no ser que se demuestren el uso de prácticas no competitivas.

En este sentido, señaló que la labor de la Comisión Nacional de la Competencia (CNC) en la investigación que realiza ante la posible existencia de un diferencial en el comportamiento de los precios de determinados alimentos, insistió en que "(este organismo) está haciendo lo que tiene que hacer", y aseguró que habrá que esperar a las conclusiones de la investigación para tomar las medidas oportunas. "No se puede aventurar nada", dijo Vegara.

Por otro lado y ante las declaraciones del presidente de la CNC, Luis Berenguer, sobre la posibilidad de eliminar la restricciones comerciales para intentar frenar la subida de precios de los alimentos, indicó que son las comunidades autónomas las que deben valorar la situación, puesto que "la potestad y las competencias son suyas".

"Nuestra perspectiva como Gobierno es que la competencia es fundamental para el funcionamiento de la economía de mercado y para proporcionar a los ciudadanos buenos servicios, buena calidad y buenos precios", concluyó Vegara.

Europa Press Comunicados Empresas
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies