Mercamadrid se reúne hoy para debatir la venta del 51% de acciones municipales a Madrid Espacios y Congresos

Actualizado 29/11/2010 9:00:28 CET

El PSOE considera la operación como una "trampa" para endeudarse más

MADRID, 29 Nov. (EUROPA PRESS) -

El Consejo de Administración de Mercamadrid se reunirá este lunes, a las 17 horas con el objetivo de debatir la propuesta de venta de 51 por ciento de acciones propiedad del Ayuntamiento de la capital a la empresa pública Madrid Espacios y Congresos.

El alcalde, Alberto Ruiz-Gallardón, ha confirmado esta semana la intención del Consistorio de la capital de vender por unos 190 millones de euros su participación en la empresa que gestiona el mercado de abastos. El otro 49 por ciento de las acciones pertenecen a Mercasa, una empresa estatal.

De esta manera, el Gobierno madrileño pretende obtener un balón de oxígeno en forma de liquidez para poder aligerar los retrasos que pesan sobre su pago a proveedores.

Una operación que el concejal socialista Óscar Iglesias ha calificado, en declaraciones a Europa Press, de "ingeniería contable", "trampa" y "engaño financiero" típico del primer edil para "sacar dinero que pagarán todos los madrileños".

"Es una operación propia de la ingeniería contable a que nos tiene acostumbrados el alcalde Ruiz-Gallardón. No es la primera vez que el Ayuntamiento utiliza a esta empresa municipal para obtener una financiación que le sería negada de utilizar los procedimientos ordinarios: esta empresa municipal, por el hecho de ser una empresa de mercado y obtener más del 50 por ciento de sus ingresos de la actividad económica privada, tiene la particularidad de que su deuda no compute como deuda pública", ha indicado el edil.

Así, Iglesias ha criticado que el primer edil aproveche "de forma sistemática" este tipo de "operaciones internas" para financiarse, poniendo como ejemplo de operaciones similares "la venta de inmuebles a esta empresa para luego acabar realquilándoselos", lo que ya ocurrió con los inmuebles de Mayor 72, Mayor 83 o Raimundo Fernández Villaverde 8.

"O como ha sido la cesión a esta empresa de las instalaciones olímpicas --Caja Mágica, Centro Acuático, Madrid Arena...-- para que su construcción sea financiada mediante un endeudamiento que no computa como deuda pública", añade el concejal.

Por ello, para el socialista esta venta de acciones no hará más que provocar, "nuevamente", un endeudamiento por encima de los 210 millones de euros para Madrid Espacios y Congresos, lo que, "a la postre, compute o no como público, será deuda que recaerá sobre el Ayuntamiento y los madrileños".

FALTA DE TRANSPARENCIA

Además, Iglesias también discrepa de los argumentos del Consistorio sobre que la operación dejará igual a Mercamadrid, mientras que mejorará tanto la Tesorería del Ayuntamiento como la cartera de negocios de Madrid Espacios y Congresos, muy afectada por la crisis y que diversificará así su actividad.

"Esta operación no beneficia a ninguna de las empresas municipales, sino que sirve exclusivamente a los intereses de Gallardón de poder afrontar el pago de la deuda de 257 millones de euros que vence en diciembre de este mismo año, y evitar que el Ayuntamiento de Madrid pase a ser considerado por los bancos un cliente moroso", considera el concejal.

Asimismo, considera que las explicaciones sobre cómo se ha fijado la valoración de 190 millones de euros es "insuficiente", ya que "parece que se ha fijado más en función de las necesidades de financiación del Ayuntamiento que en una valoración de los activos en el mercado".

Según el Consistorio, la cifra se refiere al valor actual de Mercamadrid y a las previsiones de beneficios de la empresa en los próximos ejercicios --actualmente tiene unos réditos de 9 millones de euros al año--.

También ha criticado la "constante reducción de los ingresos corrientes y el aumento de los gastos, especialmente los financieros", que ha sufrido Madrid Espacios y Congresos en los últimos ejercicios.

De hecho, ha apuntado que mientras esta empresa preveía ganar 12 millones de euros en 2009 finalmente el dato se quedó en 1,73 millones, y que en el actual ejercicio se pasará de los 7,35 millones de previsiones a 1,17 millones efectivamente ingresados.

"Esta deficiente gestión se ha traducido, al mismo tiempo, en un incremento injustificado y desproporcionado de los gastos realizados en las inversiones que ha acometido", continúa Iglesias.

Como ejemplos, cita las obras de la Caja Mágica, cuyos sobrecostes han elevado el presupuesto del proyecto de 120 a 300 millones de euros; el Centro Acuático que, sin haber sido acabado y estando paralizado ha recibido ya 180 millones de euros en inversiones a pesar de que se presupuestó por poco más de 100 millones; el Centro Internacional de Convenciones Ciudad de Madrid (CICCM), que sólo en la primera fase lleva comprometidos 120 millones de los 140 que se habían estimado para todo el edificio; o el Madrid Arena, que terminó costando el doble de lo estimado.

"Es significativa la falta de transparencia con la que se ha llevado a cabo esta operación, ya que el presidente de ambas empresa, Luis Blázquez, no ha informado de la misma a ninguno de sus Consejos de Administración y, más en concreto, al de Madrid Espacios y Congresos, que se reunió el pasado 22 de noviembre para aprobar sus presupuestos del 2011", ha zanjado Iglesias.

Europa Press Comunicados Empresas
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies