Metro de Madrid destinará hasta un 25% de sus instalaciones para uso comercial, con ingresos de 2,17 millones

 

Metro de Madrid destinará hasta un 25% de sus instalaciones para uso comercial, con ingresos de 2,17 millones

Metro De Madrid
Foto: EUROPA PRESS
Actualizado 05/06/2014 15:09:16 CET

MADRID, 5 Jun. (EUROPA PRESS) -

   Metro de Madrid podrá destinar hasta un 25% del total de sus instalaciones a usos comerciales, dotacionales e industriales, lo que implicará la aparición de nuevos negocios bajo tierra, con unos ingresos previstos para este año de 2,17 millones de euros, según ha conocido hoy el Consejo de Gobierno.

   En concreto, el 80%, según las estimaciones de Metro de Madrid, se dedicará al pequeño comercio, mientras que el resto serán grandes superficies.

   Metro de Madrid cuenta en la actualidad con 1.080 metros cuadrados  en los que hay un total de 37 locales comerciales. Tiendas de ropa, de fotocopias o complementos son algunos de los negocios instalados actualmente en la red.

   Con el nuevo decreto, Metro podrá disponer de hasta 125.000 metros cuadrados, el equivalente a cuatro veces el estadio Santiago Bernabéu, para dedicarlo a actividades comerciales, generando así nuevos servicios para el ciudadano sin necesidad de salir a la superficie.

   En 2014, Metro prevé ingresar 2,17 millones de euros por actividades comerciales --excluyendo los ingresos publicitarios--, mientras que en 2015 se alcanzarán los 2,54 millones de euros, un 17% más, unos ingresos que seguirán aumentando durante los siguientes años según se vayan sacando al mercado los nuevos metros cuadrados de superficie comercial.

   Los ingresos comerciales abarcan los obtenidos por la celebración de eventos de otras empresas en estaciones u otros espacios de la red, los alquileres de los locales comerciales, los stands promocionales o las máquinas de 'vending' y cajeros automáticos.

   La Comunidad de Madrid quiere impulsar este modo la iniciativa empresarial en las instalaciones de Metro, especialmente la actividad de la pequeña y mediana empresa, a través de un nuevo reglamento cuya tramitación ya está en marcha y que permitirá los usos distintos al transporte de viajeros, tal y como ha explicado este medio el portavoz del Gobierno, Salvador Victoria, en la rueda de prensa posterior al Consejo de Gobierno.

   Con este nuevo marco regulatorio, Metro conseguirá incrementar sus ingresos en materia comercial. Los ingresos comerciales y publicitarios han contribuido a congelar las tarifas del transporte en 2014. Además, la Comunidad de Madrid ha puesto en marcha esta regulación con el ánimo de seguir ofreciendo más servicios a los clientes de Metro de Madrid y fomentar la actividad comercial en la red.

   En este sentido, Metro espera que la variedad de la oferta comercial de la red aumente en los próximos años con la aparición de nuevos negocios como librerías, tiendas de arte, tiendas de ropa, relojerías o zapaterías, si bien, también se espera que en algunas estaciones de Metro determinadas también haya espacio para alguna superficie comercial de mayor tamaño dedicada a la alimentación, así como el desarrollo de parkings.

COMIENZA LA TRAMITACIÓN

   Ya ha comenzado la tramitación de la nueva regulación, que se compondrá de dos normas: un decreto por el que se autorizan los usos concretos en la red de Metro y una orden de la Consejería de Transportes, Infraestructuras y Vivienda por la que se aprueban las instrucción técnicas en materias como la protección contra incendios, salubridad, o evacuación.

   Una vez recibidas las alegaciones correspondientes por parte de las consejerías afectadas y realizado el informe por parte de la secretaría general técnica de la Consejería de Transportes, se remitirá el expediente a informe general de la Abogacía de la Comunidad de Madrid, después al Consejo Consultivo de la Comunidad y finalmente se remitirá a aprobación del Consejo de Gobierno de la Comunidad.

   La Consejería de Transportes, Infraestructuras y Vivienda, una vez aprobado el decreto, emitirá una orden para aprobar las instrucciones técnicas, orden que también deberá ser  sometida a información pública, informes sectoriales, informe de la Abogacía General y aprobación final por parte del consejero.

   Así, una vez aprobada la orden y el decreto, todos los locales comerciales ya instalados en la red, así como los que se instalen en un futuro, se regirán con este decreto, independientemente del municipio en que se encuentre el local. La red de Metro de Madrid llega actualmente a 12 municipios de la región y, hasta ahora, los locales comerciales se acogían a la regulación comercial establecida por cada ayuntamiento. Con el nuevo decreto, todos se atendrán al mismo paraguas normativo de la Comunidad de Madrid.

CUATRO USOS DISTINTOS

   La regulación establece que la red de Metro podrá albergar locales con cuatro usos distintos: terciario y comercial, dotacional, industrial y de aparcamiento. Así, podrán seguir instalándose locales comerciales, oficinas cuya función es prestar servicios administrativos, técnicos, financieros o de información, así como establecimientos para el consumo de bebidas y  comidas, como bares, restaurantes o cafeterías. Además, se incluye la categoría de espectáculos, actuaciones eventuales, actos culturales, religiosos, promocionales, publicitarios y rodajes, conferencias y presentaciones.

   En cuanto al uso dotacional, el decreto comprende las dotaciones destinadas a la práctica deportiva, servicios educativos o culturales o servicios públicos. En materia industrial se contempla la posibilidad de desarrollar actividades relacionadas con la industria artesanal, los talleres de automoción, labores de almacenaje o servicios empresariales relacionados con las nuevas tecnologías. También se permite el uso del espacio para la instalación de aparcamientos.

   Actualmente, la red de Metro cuenta con 37 locales comerciales en los que se desarrollan actividades empresariales muy diversas. Desde las dos panaderías ubicadas en la estación de Aluche o los bares situados en estaciones como Atocha Renfe y Ciudad Universitaria, hasta una tienda de ropa en la estación de Núñez de Balboa pasando por la tienda de fotocopias en Plaza de Castilla.

   Metro alberga este tipo de actividades en sus instalaciones desde mediados de los años ochenta. Con este nuevo decreto, tanto las empresas ya instaladas en la red como las que comiencen  a instalarse podrán acogerse a un marco jurídico claro para el desarrollo de su actividad.

   Así, a partir de la aprobación de este decreto, se podrá avanzar en la explotación de locales recientemente habilitados, como los de Ópera, Sol y Legapzi, que se construyeron aprovechando obras de renovación de las estaciones.

Europa Press Comunicados Empresas
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies