Sebastián ve poco probable que España financie el plan de Opel porque no tiene respaldo de la plantilla

ministro de Industria, Turismo y Comercio, Miguel Sebastián
EP
Actualizado 04/12/2009 19:46:58 CET

BRUSELAS, 4 Dic. (EUROPA PRESS) -

El ministro de Industria, Turismo y Comercio, Miguel Sebastián, aseguró este viernes que la "probabilidad" de que el Gobierno financie el plan industrial que General Motors prepara para Opel Europa es "baja", porque la propuesta "no tiene el apoyo de los trabajadores" de la planta de Figueruelas (Zaragoza).

"Si tiene el apoyo de los trabajadores y nos parece un plan viable, sí (lo financiará). El apoyo de los trabajadores nos parece una condición necesaria, no suficiente", precisó al término de una reunión en Bruselas organizada por la presidencia sueca de la UE para hablar de esta cuestión.

Los ministros participaron en un almuerzo al que también acudieron los comisarios de Industria, Günter Verheugen, y de Competencia, Neelie Kroes, además del nuevo responsable de General Motors en Europa, Nick Reilly.

A su salida de la reunión, Reilly no dio detalles del proyecto pero dijo que lo presentará a Bruselas en un plazo de dos o tres semanas, "a finales de diciembre o principios de enero" y advirtió de que "no se puede continuar con la capacidad de producción" que el fabricante mantiene en Europa.

El Ejecutivo comunitario estudiará el plan y evaluará si es legal y si es viable económicamente antes de que los países negocien individualmente el apoyo financiero.

Por su parte, el ministro presidente de la región belga de Flandes, Kris Peeters, dijo que el plan de reestructuración necesitará 3.300 millones de euros, de los que 2.700 millones serían financiación pública.

El ministro español lamentó que Reilly hiciera una presentación "muy poco concreta" respecto al plan industrial "inmediato", si bien admitió que el responsable de General Motors supo "tocar la fibra sensible" de la Comisión y de los ministros con un planteamiento "con mucho futuro, de coches innovadores".

"La gran novedad (de la reunión) es que la Comisión Europea hará una evaluación del plan de GM antes de que los Estados miembros negociemos bilateralmente posibles apoyos financieros", resumió Sebastián. Las ayudas de Estado que cada país decida conceder después a Opel también tendrán que recibir después el visto bueno de Bruselas.

Pero el titular español de Industria recalcó que "en cualquier caso, el Estado español no va a financiar a General Motors mientras no haya un respaldo de los trabajadores". "Ahora, la probabilidad de que nosotros seamos uno (de los países que financien el plan) es baja, porque el plan que nos está presentando no tiene el apoyo de los trabajadores".

También insistió en que la propuesta de GM debe ser un "proyecto viable" que no suponga "un coste para los contribuyentes españoles". "Queremos un plan que sea rentable, que no suponga coste para el contribuyente. Está claro que hay dificultades financieras y se pueden salvar, pero el plan tiene que estar basado en criterios industriales, competitivos, de largo plazo", añadió.

Finalmente, Sebastián confió en que GM tome una "decisión estable" y presente un proyecto "definitivo" que puedan estudiar Comisión y Estados miembros para que el problema "esté resuelto en enero", antes de que se produzca el relevo en el Ejecutivo comunitario.

Europa Press Comunicados Empresas
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies