La Seguridad Social reduce su superávit hasta el 0,23% del PIB en septiembre

Fátima Báñez
EUROPA PRESS
Actualizado 30/10/2012 19:52:31 CET

MADRID, 30 Oct. (EUROPA PRESS) -

La Seguridad Social registró un superávit de 2.466,48 millones de euros hasta septiembre, el equivalente al 0,23% del PIB, ligeramente por debajo del que presentaba un mes antes, cuando se situó en 2.721 millones (+0,3% del PIB), por la menor aportación del Estado, según datos del Ministerio de Empleo.

Además, este salgo positivo es menos de la mitad que el que atesoraba la Seguridad Social en el mismo periodo de 2011, cuando el superávit alcanzó los 5.452,15 millones de euros.

Este menor superávit respecto al mes anterior se explica por una menor aportación del Estado. Así, las transferencias recibidas del Estado crecieron en 1.019,86 millones de euros, frente a los 1.440,49 millones del año anterior.

En términos homogéneos --descontadas estas transferencias-- los ingresos financieros hasta septiembre reflejarían un descenso del 1,84% y el superávit quedaría reducido a 1.446,62 millones de euros, inferior en un 73,47% al registrado en igual periodo del ejercicio anterior.

En comparación, hasta el mes de agosto el superávit registrado en términos homogéneos fue inferior, de 1.280,59 millones de euros, por un peor comportamiento de los ingresos y de los gastos.

PRONTO ACABARÁN LAS APORTACIONES DEL ESTADO

A 31 de septiembre, ya se han recibido el 88,28% del total de las aportaciones contempladas en el presupuesto. Al respecto, el secretario de Estado de Seguridad Social, Tomás Burgos, indica que "a partir de este momento el sistema tendrá que hacer frente a sus obligaciones sólo con sus cotizaciones, lo que alterará el resultado final en meses sucesivos hasta final de año".

Los resultados detallados, muestran que el saldo positivo de 2.466,48 millones de euros es la diferencia entre unos ingresos por operaciones no financieras de 90.456,59 millones de euros, que aumentan un 0,72%, y unos gastos de 87.990,11 millones de euros, que crecen un 2,71% en tasa interanual.

Los gastos pendientes de imputación presupuestaria a esta fecha alcanzarían un importe aproximado de 623 millones de euros, fundamentalmente en los conceptos de incapacidad temporal y de transferencias tanto por capitales coste como por aportaciones al sostenimiento de servicios comunes a cargo de las Mutuas de Accidentes de Trabajo y Enfermedades Profesionales de la Seguridad Social.

Del volumen total de los ingresos, el 91,94% corresponde a las entidades gestoras y servicios comunes de la Seguridad Social y el 8,06% restante a las Mutuas de Accidentes de Trabajo y Enfermedades Profesionales. En cuanto a los gastos, el 93,25% ha sido reconocido por las entidades gestoras y el 6,75% por las Mutuas.

En términos de caja, que se corresponde con los cobros y pagos efectivamente realizados durante el periodo considerado, estas operaciones de carácter no financiero se concretan en una recaudación líquida de 86.773,11 millones de euros, con un decremento porcentual del 0,67% respecto al ejercicio anterior, mientras que los pagos presentan un aumento del 2,66%, alcanzando los 87.816,05 millones de euros, lo que significa un desequilibrio de 1.042,94 millones.

EL 84% DE LOS INGRESOS POR LAS COTIZACIONES SOCIALES

Dentro del conjunto de los ingresos no financieros, más del 84% del total corresponde a las cotizaciones sociales, que han ascendido a 76.267,12 millones de euros, lo que implica una disminución de 2,94% respecto al mismo periodo del año anterior.

Esta caída viene originada por el descenso de la cotización de ocupados en un 3,73%, mientras que la cotización de desempleados registra una subida del 4,39%.

En conjunto, la Seguridad Social contempla en el presupuesto del ejercicio un total de 106.322,96 millones de euros en concepto de cotizaciones sociales. De esta forma, los ingresos por cotizaciones representan el 71,73% de lo previsto para todo el ejercicio 2012.

Las transferencias corrientes totalizaron 10.030,05 millones de euros, un 9,80% más que las acumuladas a septiembre del 2011, como consecuencia del aumento que experimentan las aportaciones del Estado para la financiación de las prestaciones de carácter no contributivo.

Los ingresos patrimoniales registran 2.526,11 millones de euros mientras que las tasas y otros ingresos alcanzan 1.094,54 millones de euros.

EL 93%, POR EL PAGO DE PRESTACIONES

Por otro lado, las prestaciones económicas a familias e instituciones totalizaron 81.703,46 millones de euros, cifra que representa casi el 93% del gasto total realizado en el sistema de Seguridad Social.

La mayor partida, 79.100,59 millones de euros, corresponde a pensiones y prestaciones contributivas, con un crecimiento interanual del 3,35%, como consecuencia de la variación que experimentan las pensiones, debido al incremento del colectivo de pensionistas y la revalorización de todas las pensiones.

Dentro de las prestaciones contributivas, a las pensiones (invalidez, jubilación, viudedad, orfandad y en favor de familiares) se destinaron 73.696,10 millones de euros, un 4,30% superior a la del año pasado.

Las prestaciones por maternidad, paternidad y riesgo durante el embarazo se elevaron hasta los 1.683,53 millones de euros, lo que representa una disminución interanual del 3,08%.

En incapacidad temporal, el gasto realizado alcanza un importe de 3.348,35 millones de euros, un 10,40% inferior al ejercicio anterior, lo que supone seguir manteniendo la tendencia al descenso de dicha prestación.

A 30 de septiembre de 2012, las pensiones y prestaciones no contributivas presentan una caída interanual del 3,89%, alcanzando un importe de 2.602,87 millones de euros, no obstante las pensiones no contributivas registran un incremento del 1,20%, situándose en 1.536,68 millones, mientras que las prestaciones no contributivas experimentan un descenso del 10,40% respecto al ejercicio anterior, situándose el gasto realizado en 1.066,19 millones de euros.

Por lo que respecta a los gastos de gestión realizados por la Seguridad Social, los gastos de personal experimentan una bajada del 1,23% respecto al ejercicio precedente y en el mismo sentido destaca el descenso de un 9,61% en los gastos corrientes en bienes y servicios. De igual forma el gasto destinado a inversiones registra una disminución del 27,53% en relación al ejercicio anterior.

Europa Press Comunicados Empresas
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies