El Sepla confía en que Iberia "mueva ficha" en la negociación del convenio

Pilotos De Iberia
EUROPA PRESS
Actualizado 17/06/2013 22:45:42 CET

MADRID, 17 Jun. (EUROPA PRESS) -

El sindicato de pilotos Sepla confía en que Iberia "mueva ficha" en la negociación del nuevo convenio colectivo, tras los primeros contactos entre la aerolínea que pilota Luis Gallego y el colectivo, en las que se han producido "ciertos avances", aunque el principal escollo es el anexo 10, que limita la operatividad en la T4 de Barajas.

Dificultad que, según fuentes conocedoras de las conversaciones, podría derivar en nuevas movilizaciones en verano, aunque desde el sindicato de pilotos Sepla se asegura que "no se han tomado medidas" al respecto y que las negociaciones prosiguen.

Al respecto, fuentes del Sepla explicaron a Europa Press que el laudo del árbitro Jaime Montalvo, que fue impugnado por Iberia, sigue en vigor y también el anexo 10, que, según el Sepla, cumple las condiciones que consideran necesarias para que se firme el ERE.

El anexo 10 del convenio colectivo de los pilotos de la compañía recoge que todas las operaciones desde Madrid de largo radio las realizarán los pilotos de Iberia, con lo que se impide que las otras compañías del 'holding', British Airways (BA) y Vueling puedan operar dichos vuelos.

La Sala de lo Social de la Audiencia Nacional rechazó en marzo anular el laudo arbitral que ponía fin al conflicto entre Iberia y el Sepla por la creación de la filial de bajo coste Express, al encontrarse el asunto pendiente de la decisión que tome el Tribunal Supremo (TS).

El documento de mediación del catedrático Gregorio Tudela, al que no se sumó el Sepla, establecía un plazo para negociar medidas sobre productividad y futuro, y contemplaba un ajuste salarial del 4% sobre el ya pactado para la plantilla, del 7% para los trabajadores de tierra y del 14% para el colectivo de tripulantes de cabina (TCP) y de pilotos. Un acuerdo que no fue posible por lo que la compañía aplica desde abril ese recorte adicional del 4% en los tres colectivos.

NEGOCIACIÓN CON SINDICATOS

La dirección de Iberia propuso hace tres meses a los sindicatos de los tres colectivos retomar las negociaciones de productividad más allá del plazo estipulado por el mediador Gregorio Tudela, que finalizó el 15 de abril, sin acuerdo entre la aerolínea y los colectivos de tierra y tripulantes de cabina (TCP), con los que venía negociando desde el pasado 13 de marzo.

El acuerdo de mediación, firmado por el 93% de los sindicatos representantes de la plantilla y la dirección de la compañía el pasado 13 de marzo, redujo de los 3.807 despidos inicialmente previstos a 3.141 los empleados afectados, el 16% de la plantilla.

El colectivo de pilotos rechazó entonces sumarse al acuerdo al considerar que la compañía no cumplió "ninguno de los compromisos" con el colectivo recogidos en el acuerdo, que primó la aplicación del ERE 72/01 en vigor desde 2001 y que da prioridad a las prejubilaciones, recolocaciones y bajas voluntarias, por lo que se inició una negociación paralela.

Por su parte, UGT ya ha anunciado que interpondrá una demanda contra Iberia ante la Sala de lo Social de la Audiencia Nacional (AN) tras finalizar sin acuerdo la reunión en el Servicio Interconfederal de Mediación y Arbitraje (SIMA) sobre el recorte salarial del 4% adicional a los empleados fijado por la compañía desde abril.

IBERIA APELA AL SENTIDO COMÚN

Preguntado hoy por eventuales huelgas, el presidente de Iberia, Antonio Vázquez, ha asegurado que los negociadores de la compañía "se están dejando el alma" para lograr un acuerdo definitivo que despeje cualquier posibilidad de nuevas huelgas del colectivo en el futuro y que permita a la compañía "rehacerse".

Vázquez, quien participó en la jornada inicial de los cursos que organiza la Universidad Internacional Menéndez Pelayo (UIMP) y la Asociación de Periodistas de Prensa Económica (Apie), ha apelado al "sentido común" del Sepla para que "no haya distorsiones que afecten al consumidor en una temporada como es la de verano".

El directivo hizo hincapié en la "voluntad" por parte de la empresa de "ir más allá", hacia un horizonte de relaciones laborales "de tres o cuatro años", que permita a la compañía "rehacerse" sin tener que estar pendiente de "si hay huelga la semana que viene".

Vázquez ha asegurado que los proceso de negociación de convenios con los diferentes colectivos --tierra, TCP y pilotos-- de la compañía están "avanzados", con "pasos importantes", pero ha indicado que deben ser "completos".

Así, Vázquez ha recordado que tras el acuerdo de mediación, también vigente con los pilotos, se ha planteado una reducción salarial del 11% para el personal de tierra y del 14% para el colectivo de vuelo, a lo que se suma una reducción del 4%, "que tiene que ver con la productividad ante un escenario de no llegar a un acuerdo". Sobre ello, ha asegurado que "la compañía estaría encantada de no tener que hacerlo".

Sobre el punto de fricción entre Iberia y el Sepla, referido al 'blindaje' de la T4 ante la posibilidad de sean otras compañías del grupo las que operen en la terminal, Vázquez ha asegurado que "el compromiso de Iberia con el 'hub' de Madrid no tiene vuelta de hoja".

Europa Press Comunicados Empresas
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies