Iván, trabajar con discapacidad: "Al que le digo que trabajo en una imprenta piensa que estoy zumbado" #10Años10Voces

Actualizado 14/03/2017 11:32:38 CET
Cargando el vídeo....

   MADRID, 14 Mar. (EUROPA PRESS) -

   Iván tiene 34 años y lleva más de 20 años ligado a la Fundación Carmen Pardo-Valcarce. A los 14 años entró en el colegio de la institución, el Niño Jesús del Remedio (Madrid), para luego pasar al Centro Ocupacional y al Centro Especial de Empleo donde actualmente trabaja en la imprenta. "Al que yo le digo que trabajo en una imprenta piensa que estoy zumbado", afirma. "Todo el mundo piensa lo mismo: chico con discapacidad es el que hace dibujitos, pinta... No vienen a ver un centro profesional de empleo, como esta imprenta", añade.

   Y es que para Iván, el desconocimiento y la falta de información es la principal barrera a la que se enfrentan las personas con discapacidad para integrarse con normalidad en la sociedad. "¿Cuánta gente conoce los centros de discapacitados? No muchos", afirma.

   A pesar de eso, en estos 20 años que lleva en la fundación, Iván sí que ha visto avances en cuanto a dar mayor visibilidad. Cada semana reciben la visita de colegios pero también de empresas que ofrecen a sus empleados realizar un voluntariado con ellos. "Es un avance muy bueno, pero aún queda un largo camino", concluye.

   Por ello, Iván pertenece al 'Grupo de los visibles', un grupo de trabajo de la fundación que trabaja por los derechos de las personas con discapacidad. "Peleamos por nuestros derechos, de hacernos visibles, de que no nos escondan", explica. Y recuerda que una discapacidad no es una enfermedad sino una condición. "Viene desde que nacemos". En el grupo hablan del derecho al voto, a casarse sin tener que pedir un permiso médico, a un trabajo digno.

   "Mi sueño es independizarme con mi novia, trabajar en una discoteca como disc-jockey y vivir como cualquier persona, sin tantas trabas", añade.

   A pesar de que ahora Iván está feliz y vive con normalidad su discapacidad, también recuerda que de niño le costó aceptarla. "Cuando era pequeño lo que me gustaba era estar en casa solo, jugando", recuerda. Asegura que gracias a la ayuda del colegio, al equipo psicosocial y a sus padres, que siempre le insistieron en perseguir sus sueños, ha podido ir superando los obstáculos y consiguiendo lo que quiere. "Como dice mi padre: 'nada es imposible'. Si quiero hacerlo, lo hago y lo sé", concluye.

Cargando el vídeo....

Este video forma parte del especial #10AñosEPsocial que recopila 10 reportajes que analizan la evolución de diversos temas sociales en la última década y el proyecto '10 años, 10 voces' donde se da voz a los protagonistas de los colectivos sobre los que informa EPSocial

 

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies