Unos 160 voluntarios hacen más llevadera la estancia de los niños ingresados en el Reina Sofía de Córdoba este verano

La gerente del Hospital Reina Sofía, Valle García (centro), junto a voluntarios
EUROPA PRESS/JUNTA DE ANDALUCÍA
Publicado 19/09/2017 15:30:12CET

CÓRDOBA, 19 Sep. (EUROPA PRESS) -

El Hospital Universitario Reina Sofía de Córdoba ha ofertado durante el verano una amplia programación de actividades lúdicas gracias a las 160 personas voluntarias de Fundación Prodean, Asociación de Mayores del hospital, la Asociación Andalusí de Enfermos y Trasplantados Hepáticos, Cruz Roja Juventud, Asociación de Voluntariado ambiental, humanitario y emergencias GEA, la Asociación de voluntarios de La Caixa, Asociación Peniel de Rehabilitación y Formación Social (Aperosa) y Sonrisas Azules.

Así lo ha indicado la Junta de Andalucía en una nota en la que ha señalado que el hospital agradece el trabajo del voluntariado infantil que más llevadera la estancia de los niños y sus familias con actividades lúdicas en horario de mañana y tarde.

Concretamente, el hospital cuenta durante todo el año con 340 voluntarios entre las distintas asociaciones que colaboran. Este nutrido grupo de voluntarios se organiza para repartir su actividad a lo largo de todo el año garantizando así que siempre haya una oferta lúdica para los menores que tienen que permanecer ingresados por cualquier tipo de patología.

La directora gerente del hospital, Valle García, ha mantenido este martes un encuentro con algunos de los voluntarios que han trabajado durante este verano para agradecerles su compromiso y su trabajo "que ha permitido acompañar y divertir a los niños haciéndoles más llevadero su problema de salud".

En este sentido, García les ha manifestado que "iniciativas como ésta ayudan a que el hospital muestre su cara más amable y se les ofrezca también un respiro a los padres y madres de los paciente pediátricos".

Todas las actividades se han desarrollado en la ciberaula, el aula hospitalaria, todos los días de la semana (de lunes a domingo) en horario de mañana, tarde o en ambos y la programación ha consistido en talleres y proyectos muy variados, actuaciones, fiestas y otras actividades.

Esta labor solidaria, que permite que la ciberaula se abra todos los días de julio y agosto, se coordina desde la Unidad de Participación Ciudadana, que se ocupa de programar los protocolos de actuación y recibir a las asociaciones que se incorporan para que conozcan el hospital antes de iniciar su actividad.

RESTO DEL AÑO

La actividad habitual del voluntariado infantil en el Hospital Universitario Reina Sofía durante el resto del año se organiza en diferentes programas que se desarrollan tanto en el aula hospitalaria --en horario de tarde y fines de semana-- como en las habitaciones de los pequeños, con la finalidad de llevar entretenimiento a los niños con dificultades para desplazarse hasta el aula hospitalaria.

A lo largo de todo el año, colaboran éstos y otros colectivos como la Asociación Española Contra el Cáncer, la Asociación de Trasplantados de Pulmón 'A pleno pulmón' y Meico (de estudiantes de Medicina).

Ya fuera de la temporada estival, la aportación de los voluntarios permite que la ciberaula se abra cada tarde para organizar en ella actividades lúdicas que hacen más llevadera la estancia de los niños, así como fomentando la convivencia entre ellos y sus cuidadores.

El objetivo final es que los pequeños olviden que se encuentran hospitalizados, meta que se consigue en muchas ocasiones ya que no quieren abandonar el hospital tras recibir el alta y lo visitan con frecuencia tras su recuperación.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies