La Junta inmoviliza diez animales de los dos núcleos zoológicos hallados sin control en Lucena

Publicado 17/08/2018 14:59:40CET

LUCENA (CÓRDOBA), 17 Ago. (EUROPA PRESS) -

El personal de la Oficina Comarcal Agraria (OCA) de la Subbética cordobesa que este jueves ha inspeccionado los dos núcleos zoológicos de Lucena supuestamente ilegales ha acordado la inmovilización cautelar de diez animales sobre los que tiene competencia la Consejería de Agricultura, Pesca y Desarrollo Rural de la Junta de Andalucía, concretamente tres cabezas de ganado equino, dos cabezas de ganado ovino y cinco cabezas de ganado caprino.

Según han informado a Europa Press desde el Gobierno regional, este jueves se ha realizado un control a raíz de la comunicación del Ayuntamiento de Lucena por parte de los inspectores veterinarios adscritos a la citada Oficina Comarcal Agraria con sede en dicho municipio.

Con respecto a los animales señalados, "se ha comprobado que en la ubicación donde se encuentran no existe ninguna explotación inscrita a nombre del titular en el Registro de Explotaciones Ganaderas, ni hay documentación de traslado que ampare su presencia en las instalaciones".

En consecuencia, se ha procedido a la inmovilización cautelar y "en función de la documentación presentada por el titular y la situación epidemiológica de los animales, se determinará el destino de los mismos", según ha indicado las fuentes.

También, han agregado que se ha detectado la presencia de animales de la especie cunícola, con tres conejos reproductores machos, cinco reproductoras hembras y 53 crías, que por su tamaño se considera "una explotación cunícola de autoconsumo según la normativa y su inscripción es voluntaria en el Registro de Explotaciones Ganaderas".

En relación a los animales de la especie canina y otros animales considerados domésticos, desde la OCA se enviará un informe al Ayuntamiento de Lucena como competente en la materia, según han comentado desde la Junta.

Cabe recordar que el dueño ha sido denunciado por la Policía Local de Lucena por la gestión de una gran cantidad de animales de diferentes especies --como perros, cabras, gallos y ratas-- "sin ningún tipo de registro, ni control sanitario y en pésimas condiciones de salubridad e higiene", que pueden constituir "focos de infección, tanto para los propios animales, como para los vecinos de la zona", según ha advertido el Consistorio lucentino.

El Ayuntamiento ha detallado que una vez concluida la investigación e interpuesta la denuncia, tramitada por la supuesta comisión de varias infracciones a la Ley de Protección de los Animales, se ha dado traslado de la información obtenida al juzgado por si los hechos observados pudieran constituir algún ilícito penal por un supuesto maltrato animal, además de ponerlo en conocimiento de la OCA para la inspección ya realizada.

ESTADO "BASTANTE DEPLORABLE"

Según revela el atestado policial, el día 1 de agosto los agentes de la Policía Local tuvieron conocimiento que por la zona del Paraje Doña Elvira había una persona poseedora de una gran cantidad de perros dentro de una parcela en "muy malas condiciones de salud", así como de los problemas que dichos animales causaban al vecindario por "malos olores y continuas salidas sin control de la finca".

Una vez localizado el lugar y a su propietario, la Policía Local encontró en su interior un total de 14 perros en "muy malas condiciones de salud, careciendo casi todos ellos de microchip y las correspondientes cartillas sanitaria y de vacunaciones". Además, los agentes localizaron diferentes ejemplares de cabras, ovejas, gallos, gallinas, palomas y ratas domésticas, "en pésimas condiciones de salubridad, falta de agua, comida, sin ningún tipo de registro y control sanitario".

A tenor de lo descrito, la parcela presentaba un estado "bastante deplorable por la cantidad de suciedad, chatarra acumulada y excrementos de los animales existentes por todo el lugar, pudiendo constituir un foco de infección tanto para los animales allí concentrados como para los vecinos de la zona". La actuación policial terminó con la intervención cautelar de nueve canes que fueron trasladados a las instalaciones de la empresa encargada de la gestión del servicio municipal de recogida de animales.

Tras las investigaciones oportunas, el informe de Policía Local relata a continuación cómo se localizó un segundo núcleo zoológico por la zona del Camino de Los Poleares, en un chalet alquilado por el mismo individuo, encontrándose tras la inspección varios perros documentados, tres burros, varios gallos, gallinas y en una zona destinada como criadero con jaulas gran cantidad de conejos de varias razas y palomas con sus crías.

Esta segunda intervención también queda reflejada en la denuncia administrativa interpuesta por Policía Local y forma parte del expediente remitido tanto a la autoridad judicial, como a la OCA para su gestión.

Entretanto, el Ayuntamiento de Lucena ha agradecido la colaboración ciudadana surgida en la denuncia de estos sucesos, que ha sido "determinante para el esclarecimiento de lo ocurrido" por parte de Policía Local. Para los responsables municipales, "el maltrato animal no tiene cabida en una sociedad civilizada", al tiempo que se anuncia que "desde el Consistorio no se escatimarán esfuerzos en perseguir y sancionar estos comportamientos al margen de la ley".