El abogada de Zulueta y Enparantza denuncia su situación "ilegal"

 

El abogada de Zulueta y Enparantza denuncia su situación "ilegal"

Representantes de Etxerat, abogados y familiares de Zuelueta y Enparantza
EUROPA PRESS
Actualizado 24/04/2014 17:17:52 CET

Etxerat cree que es "tortura" y urge a paralizar la política penitenciaria de "venganza"

BILBAO, 24 Abr. (EUROPA PRESS) -

Los familiares y el abogado de Arantza Zulueta y Jon Enparantza, detenidos el pasado mes de enero en la operación desarrollada contra los mediadores del colectivo de presos de ETA (EPPK), han denunciado que se encuentran encarcelados en "aislamiento total", con una situación que consideran "absolutamente ilegal". Desde Etxerat, han advertido de que el aislamiento supone "tortura" y han urgido a paralizar la actual política penitenciaria de "venganza".

En una comparecencia en Bilbao, los representantes de la asociación de familiares de presos Etxerat Ibai Bilbao e Izaskun Abaigar, el abogado de Zulueta y Enparantza, Alfonso Zenon, la esposa de Enparantza, Maider Alustiza, y Andone Soldevilla, amiga de Zulueta, han alertado de la situación "inadmisible" que padecen Zulueta, en la prisión de Puerto III en Cádiz, y Enparanza, en la cárcel de Segovia.

Los portavoces de Etxerat han instado a realizar "acciones de denuncia" en todas las localidades para denunciar que "resulta injusto e inhumano someter al silencio y al aislamiento extremo" a los reclusos "como si la cárcel y la dispersión en sí misma no fuera suficiente castigo".

Tras censurar que las "duras condiciones" que padecen tanto Enparantza como Zulueta, que ha relatado sus allegados, así como las de otros presos, es "una venganza", los representantes de Etxerat han asegurado que estar sometidos a un "aislamiento extremo" es "tortura", según reconocen "grupos y organismos internacionales".

El abogado Alfonso Zenon ha denunciado que la situación de ambos es "absolutamente ilegal" y, por ello, ha anunciado que volverán a pedir su puesta en libertad.

Según ha explicado, el régimen cerrado se les ha aplicado alegando que "por su vinculación con la actividad terrorista aún no disuelta a la que, según todos los indicios, continúan vinculados en prisión y por la persistencia en la vinculación con personas y estrategias de ETA", lo que supone "una vulneración del derecho a la presunción de inocencia" ya que las ocho personas que fueron detenidas en la operación contra los mediadores del EPPK no han sido aún juzgados.

Asimismo, ha señalado que el Gobierno central "incumple su propia legalidad" porque no disfrutan de aspectos recogidos en la normativa que se les aplica "oficialmente" como las actividades en grupo. "Se encuentran en una situación de aislamiento total y, en la práctica, se les mantiene en un módulo no de régimen cerrado, sino especial, que se únicamente se utiliza para cumplir sanciones disciplinarias de uno o dos días, vulnerando sus derechos fundamentales", ha apuntado.

Por otro lado, ha destacado que los ocho detenidos en enero se encuentran en prisión preventiva con "la acusación de formar parte del grupo de mediadores del EPPK, que lo único que ha hecho es realizar una actividad pública y política, reuniéndose con la práctica totalidad de los agentes sociales y políticos de Euskal Herria".

"Si alguno puede ser su delito, es haber intermediado con el Colectivo de Presos Políticos Vascos para dar los pasos que ha dado y que prácticamente todo el espectro político, social, sindical ha visto con buenos ojos", ha añadido.

En cualquier caso, ha incidido en que la propia situación de prisión preventiva es "ilegal" porque no hay "ninguna causa legal" para ello, de manera que deberían estar en "la situación ordinaria" de libertad provisional en espera de juicio. Según ha asegurado, "no existe ningún peligro de fuga, de reiteración delictiva, de destrucción de pruebas, las únicas que existen en la ley para mantener a una persona en prisión".

Por ello, ha anunciado que "en próximos días" se volverá a solicitar la libertad para los arrestados en este caso, que se encuentra "en fase de investigación" y en el que no se conoce "ninguna novedad" desde enero.

Asimismo, Zenon ha explicado que también se están estudiando otras iniciativas y, en este sentido, se va a denunciar la situación ante el juez de vigilancia penitenciaria y se está "valorando" trasladar la denuncia ante el Ararteko.

IPARRAGIRRE

Por otro lado, los portavoces de Etxerat han denunciado la situación del preso de ETA Ibon Iparragirre tras ser de nuevo encarcelado al revocarse la prisión atenuada. "Al peligro que esta nueva situación supone para su grave estado de salud, se suma el hecho de que, tras ser golpeado por funcionarios en la prisión de Basauri, ha sido alejado a la de Navalcarnero", han afirmado.

Ante esta situación de "notable endurecimiento" de las condiciones de los reclusos, han urgido a "paralizar" la actual política penitenciaria "antes de que se cobre nuevas vidas".

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies