Areso dice que los horarios no son el problema del ocio nocturno

Ibon Areso, alcalde de Bilbao
Foto: EUROPA PRESS
Actualizado 05/06/2014 17:12:46 CET

Dice que el Ayuntamiento "no es Superman", pero "parece que si hay que llenar discotecas de gente lo tiene que hacer la administración"

   BILBAO, 5 Jun. (EUROPA PRESS) -

   El alcalde de Bilbao, Ibon Areso, ha considerado que el problema del ocio nocturno en la Villa no es cuestión de horarios, porque hay oferta, sino que "la sociedad está canina económicamente por la crisis y no está teniendo ese tipo de consumo", lo que es "algo general y no un problema de Bilbao".

   Areso, que ha pronunciado este jueves en la Biblioteca de la Universidad de Deusto la conferencia "La planificación estratégica de Bilbao", se ha referido, a preguntas de los asistentes, a la situación del ocio nocturno en la Villa, precisamente después de que este miércoles el PSE-EE de Bilbao haya anunciado que llevará al próximo pleno una proposición en la que instan al Ayuntamiento a elaborar un programa de revitalización del ocio nocturno en colaboración con el sector hostelero, porque este tipo de ocio está "en situación de emergencia".

   El alcalde ha señalado que hay quien dice que Bilbao "se está haciendo muy muerma porque no hay marcha por la noche". "Pues sí es verdad, y nos miran al Ayuntamiento, pero nosotros no ponemos los horarios de cierre, que son competencia del Gobierno vasco, pero cuando vas a un sitio no es que esté 'petao' de gente y han llegado las cinco de la madrugada y, por horario, hay que echarles, sino que es que están vacíos", ha señalado.

   A su juicio, la situación del ocio nocturno en Bilbao "no es un problema de horarios" y ha dicho que en la Villa hay "del orden de 600" pubs y discotecas, por lo que "no es que no se conceden licencias o que el ocio nocturno no funciona", sino que "la sociedad está canina económicamente por la crisis y no está teniendo ese tipo de consumo". "No es un problema de Bilbao, es un problema bastante general", ha advertido.

   Areso ha dicho que el Ayuntamiento "no es Superman", pero "parece que si hay que llenar los pubs y discotecas de gente eso lo tiene que hacer la administración". "Yo no sé cómo llenar las discotecas y creo que ponerlo en la mochila de la administración es un poco injusto", ha manifestado, para considerar que, en el tema del turismo de Bilbao, "quizá la asignatura pendiente no sea tanto incrementar el número de turistas como conseguir el aumento de las pernoctaciones de esos turistas, porque los que vienen aquí no llegan a dos noches de pernoctación".

MOVIMIENTOS SOCIALES

   Por otro lado, ha considerado los movimientos sociales como "una expresión del desagrado, descontento y sufrimiento por la crisis". Tras afirmar que "estamos tocando suelo y saldremos", ha reiterado que los movimientos sociales son "un termómetro y un aviso hacia las administraciones y hacia los responsables de salir de la crisis".

   Preguntado si el Ayuntamiento consulta a la ciudadanía sobre los grandes programas o proyectos de la ciudad, Areso ha destacado que "consultamos bastante a la ciudadanía sobre aspectos más puntuales de actuaciones concretas que se hacen en los barrios" y ha señalado que la ciudadanía, generalmente, "es más de política de portal, de su entorno y de lo que afecta más a su vida diaria, y ahí sí se consulta".

   Tras recordar que el Museo Guggenheim se hizo "con el 95% de la ciudadanía de Bilbao en contra", el alcalde de Bilbao ha afirmado que, "a veces, hay que tener clara la idea de proyecto y asumirla, y, normalmente, una vez de que lo has hecho, si estabas acertado, la gente lo entiende".

   A su juicio, "hay que escuchar y atender" a los ciudadanos, pero "en cosas muy estratégicas, de nivel ciudad, también hay que tratar de hacer lo que la ciencia urbanística nos dice que es lo que hay que hacer".

   Por otro lado, ha dicho que no rechaza la existencia de un "ocio y actividades autogestionadas", en referencia a las ocupaciones de edificios, pero "no bajo la responsabilidad del Ayuntamiento". "Yo, como Ayuntamiento, estoy dispuesto, a esos colectivos que buscan estos espacios autogestionados, a darles ayuda económica para que ellos contraten o gestionen un local, pero lo que yo no puedo es ser responsable de algo que no gestiono yo como Ayuntamiento", ha advertido.

SABINO ARANA

   Sobre la actuación en los terrenos liberados tras el derribo del viaducto de Sabino Arana, ha indicado que el área de Obras y Servicios del Ayuntamiento está redactando el proyecto, "que queremos que sea lo más participativo y consensuado posible con los vecinos".

   En este momento, ha precisado, se está en la fase de "definición del proyecto a efectos de llegar a un acuerdo con los vecinos de ese entorno". Además, ha destacado que "la propia urbanización es una inversión importante" y ha dicho que "a lo largo del año 2015 se empezará y a ver si se termina".

   En cuanto a la Línea 3 del Metro, ha dicho que el Ayuntamiento en este proyecto "dispara con pólvora del rey" porque "siempre hemos pedido más líneas de metro, pero no las pagamos, las paga el Gobierno vasco y la Diputación".

   En cualquier caso, ha recordado, "es una obra que está en marcha, que pasó un momento de crisis importante y hubo un momento en que hubo riesgo de paralización". En ese sentido, ha agradecido el "esfuerzo muy importante" de la Diputación foral de Bizkaia y del Gobierno vasco, gracias al cual "las obras continúan y faltan de dos a tres años para que puedan entrar en servicio".

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies