CES ve "pertinente" regular las viviendas para uso turístico y pide más control sobre las plataformas intermediarias

Publicado 19/03/2018 15:37:09CET

BILBAO, 19 Mar. (EUROPA PRESS) -

El Consejo Económico y Social (CES) vasco ha emitido un informe en el que considera "pertinente" la tramitación del 'Proyecto de Decreto de viviendas y habitaciones de viviendas particulares para uso turístico', y ha solicitado "más control" sobre las plataformas intermediarias por su "posible opacidad".

El dictamen enumera también algunos riesgos que pueden derivarse de la expansión de esta modalidad de hospedaje, entre los que destaca "un aumento de las rentas en el mercado de alquiler residencial o la sustitución de población estable por población flotante en las urbes más turísticas".

De este modo, el Consejo Económico y Social vasco considera "pertinente" la tramitación del 'Proyecto de Decreto de viviendas y habitaciones de viviendas particulares para uso turístico', que ha sido desarrollado por el Departamento de Turismo, Comercio y Consumo del Gobierno Vasco.

La norma dictaminada es un desarrollo de la Ley de Turismo (13/2016) con el objeto de regular las viviendas privadas que se ofertan para alquiler vacacional por medio de plataformas al efecto (Airbnb, HomeAway y similares).

El Consejo recuerda que se trata de una cuestión "polémica", especialmente en algunas capitales europeas, por lo que considera "oportuno" que se aborde esta regulación y se adapte a las sentencias jurídicas que se han producido en este ámbito. En especial, "la que identifica a estas plataformas como intermediarias de una actividad económica y, por tanto, un agente más en el servicio turístico que debe acogerse a la Ley de Turismo y a sus prerrogativas".

El dictamen del CES enumera algunos riesgos que pueden derivarse de esta modalidad de hospedaje. Entre ellos, la posibilidad de que una expansión masiva de las viviendas turísticas "sustituya y afecte al mercado de alquiler residencial, provocando un aumento de las rentas que perjudique a las personas que únicamente pueden optar a un arrendamiento modesto".

También refleja el riesgo de reemplazar población estable por población flotante en las urbes más turísticas, "con las consiguiente afección al propio modelo de ciudad".

Asimismo, alerta del riesgo de que algunas plataformas intermediarias "actúen de manera opaca" y oculten la propiedad auténtica con identidades pantalla, por lo que considera que debe existir "un mayor control sobre estas empresas y situaciones".

NORMATIVA MUNICIPAL

El dictamen también refleja otra contingencia, relacionada con la competencia municipal. En concreto, en el caso de aquellos municipios que no dispongan de una normativa al respecto o no regulen cuestiones relevantes, como el número máximo de viviendas y habitaciones en viviendas turísticas en una propiedad horizontal, su ubicación o los requisitos mínimos que éstas han de cumplir.

Por este motivo, el CES pide "ampliar el contenido del decreto para cubrir subsidiariamente la eventual ausencia de normativa municipal aplicable", así como incorporar un artículo de colaboración interadministrativa.

Por último, muestra su "total acuerdo" con la supeditación de la actividad de las viviendas turísticas al consentimiento de la comunidad vecinal y pide que el nuevo decreto haga constar en la definición de su ámbito de aplicación que no regulará los establecimientos de agroturismo y casas rurales, ya que estos cuentan con una normativa reguladora propia.