Cluster vasco del Papel prevé un 2010 "complicado" pese al aumento medio del 9% en la producción el primer trimestre

Actualizado 17/06/2010 13:51:02 CET

El sector produjo 910.000 toneladas en 2009, un 10% menos, y facturó unos 571 millones, lo que supuso una caída media de casi el 23%

SAN SEBASTIAN, 17 Jun. (EUROPA PRESS) -

El presidente del Cluster del Papel de Euskadi, Rafael Sarrionandia, previó que 2010 será un ejercicio "especialmente complicado" por lo que, a pesar de constatar que se está experimentando "una ligera recuperación" de la demanda, con un incremento de la producción de papel del 8,7 por ciento durante el primer trimestre, apeló a la "prudencia".

En una rueda de prensa en San Sebastián previa a la Asamblea General del Cluster, Sarrionandia, acompañado Iñaki Ugarte, gerente de esta Asociación creada hace 12 años y que agrupa ya a 21 empresas tras tres nuevas incorporaciones y la salida de Gorostidi, en concurso de acreedores, hizo balance de la actividad del sector en 2009 cuando la producción de pasta y papel de sus asociados cayó en torno al 10 por ciento, situándose en torno a las 912.000 toneladas.

El presidente del Cluster destacó que el pasado año se experimentó una "extraordinaria caída" de la inversión en bienes de equipo y consumo de papel, lo que sumado a los "acusados" descensos en el precio de venta de este producto, tuvo como consecuencia que la facturación de las empresas asociadas descendiera una media superior al 22,5 por ciento, situándose cerca de los 571 millones de euros.

Por sectores, las ventas de los fabricantes de pasta y papel y de los transformadores de papel se situaron en torno a los 505 millones de euros, lo que supone un descenso del 20 por ciento en la cifra de ventas, mientras que los bienes de equipo, subsector "más afectado" por la crisis debido a la paralización de las inversiones, experimentaron un descenso superior al 38 por ciento en la facturación, situándose ésta en los 66 millones, explicó.

En cuanto a las exportaciones de las empresas del Cluster, que dan empleo directo a más de 2.000 personas, indicó que alcanzaron los 250 millones en 2009, lo que supuso más del 44 por ciento de la facturación de las mismas, un 10 por ciento más que en el 2008, donde las exportaciones contabilizaron el 40 por ciento de la facturación.

Los fabricantes de pasta y papel exportaron más del 44,6 por ciento de su producción, concretamente 225 millones, mientras que los fabricantes de bienes de equipo exportaron el 37 por ciento de su facturación. El 74 por ciento de las exportaciones de los socios del Cluster tuvieron por destino Europa, el 16 por ciento Oriente Medio y Africa, el 6 por ciento América y el 4 por ciento restante Asia y extremo Oriente.

Sarrionandia subrayó que la empresas asociadas invirtieron el pasado año un total de 24 millones de euros, a los que se sumaron otros 4,5 millones de los fabricantes de pasta y papel no asociados al Cluster.

El sector papelero representa en la actualidad el 4,74 por ciento del PIB industrial vasco y el 1,2 por ciento del PIB de Euskadi, mientras que en términos de empleo da trabajo a 10.000 personas, representa el 4,5 por ciento del empleo industrial y el 1 por ciento de las personas ocupadas en el País vasco.

En cuanto a las previsiones para este año, el presidente del Cluster confió en que se dé "una ligera recuperación" aunque, no obstante, aseguró que será un año "complicado". Tras indicar que en los tres primeros meses del ejercicio se ha registrado "un repunte de la demanda" del papel, tanto en el Estado, como en Euskadi y Europa, apeló a la "prudencia" ya que aún "es muy pronto para evaluar el comportamiento" del sector en los próximos meses. Por ello prefirió no aventurarse sobre lo que será el cierre del ejercicio.

Sarrionandia indicó que en los tres primeros meses de este año el aumento medio de la producción del papel se ha situado en el 8,7 por ciento, un comportamiento que ha sido "desigual" en función del tipo de producto. También señaló que se observa que la demanda de fabricantes de bienes de equipo "comienza a despertar", aunque las ofertas presentadas son proyectos de "larga maduración que dificultarán la reactivación del sector" en 2010.

Desde el punto de vista del empleo, previó que se mantendrán los niveles de 2009, cuando se dio empleo a más de 2.000 personas, lo cual se logró "recurriendo a EREs y todo tipo de ingenierías". Sarrionandia reconoció que es "imposible" cerrar este año con incrementos consolidados en la demanda del 8 ó 9 por ciento, como los experimentados en el primer trimestre, y aseguró que "tendrán que pasar tres o cuatro años" para que el sector se sitúe en niveles de producción y consumo similares a los de 2007, antes de que comenzara la crisis.

MATERIA PRIMA

A su juicio, no hay motivos para confiar en que el "comportamiento positivo" experimentado hasta el momento se afiance de cara a los próximos meses, a lo que se suma el "brusco" aumento de precios de las materias primas y las "dificultades de aprovisionamiento de las mismas.

Al respecto Ugarte señaló que los precios de la pasta de papel se han incrementado, en el último año, "por dos" en los mercados internacionales.

Por otro lado, se felicitó del grado de cumplimiento, "más del 60 por ciento", de las 37 acciones recogidas en el Plan de Gestión del Cluster para 2009 y en cuanto a las líneas de actuación para este ejercicio apuntó a la necesidad de potenciar el trabajo en grupo, acometer mejoras operativas, colaborar con los asociados para que busquen nuevos enfoques en su internacionalización, y mantener la campaña divulgativa 'El papel te da vida'.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies