EH Bildu pide una reforma fiscal y cambiar partidas por más de 164 millones para apoyar las Cuentas

 

EH Bildu pide una reforma fiscal y cambiar partidas por más de 164 millones para apoyar las Cuentas

Contador
Actualizado 13/03/2017 14:08:13 CET

VITORIA, 13 Mar. (EUROPA PRESS) -

EH Bildu ha asegurado este lunes que su formación no va a "tirar la toalla" en la negociación de los Presupuestos vascos para 2017 pero cree que "los hechos parecen confirmar que el Gobierno vasco quiere acelerar el proceso" porque podría tener "algo cerrado" con el PP, en referencia a las declaraciones del presidente del Gobierno Mariano Rajoy en Bruselas en las que "parecía que daban por zanjado el proceso".

En una rueda de prensa celebrada en el Parlamento vasco, Maddalen Iriarte e Iker Casanova han mostrado la posición de la coalición ante la negociación de los presupuestos con el Gobierno vasco, después de que el pasado jueves, el consejero de Hacienda, Pedro Azpiazu, dijera que espera poder cerrar este miércoles un acuerdo presupuestario con alguno de los grupos de la oposición.

Iriarte ha recordado que Azpiazu ha citado a EH Bildu a una próxima reunión este martes al mediodía, y ha indicado que no está siendo fácil porque se solapan las fechas para que su partido pueda hablar con todos los agentes sociales, que cree que son importantes en esta negociación".

Asimismo, ha señalado que el PNV debe optar por "mirar al futuro y a la mayoría social de este país con EH Bildu, y así encontrar grandes mayorías y un gran respaldo social para encaminarnos a un país que avance" o puede optar por el PP y "juntarse con la minoría que menor consideración recibe en el país, que niega la existencia de nuestro pueblo, y que representa los recortes y las privatizaciones".

La parlamentaria de EH Bildu ha asegurado que su formación no va a "tirar la toalla" en la negociación de los presupuestos y ha recordado que se han ofrecido al Gobierno de Urkullu para conseguir "grandes acuerdos, tanto para conformar gobierno como para el resto de necesidades que tenga este país en lo sucesivo". "Un presupuesto es muy importante para las necesidades del momento y también para hacer una prospección de futuro de país", ha indicado.

No obstante, ha reconocido que en la primera reunión se encontraron un consejero Azpiazu con una actitud "receptiva hacia lo planteado" pero cree que "los hechos parecen confirmar que el Gobierno vasco quiere acelerar el proceso" porque podría tener "algo cerrado".

En este sentido, ha hecho referencia a las declaraciones del presidente del Gobierno central, Mariano Rajoy, en Bruselas donde admitió la celebración de reuniones con dirigentes del PNV y no descartó la posibilidad de que el PP apoye el presupuesto del Ejecutivo de Iñigo Urkullu. "Las declaraciones de Rajoy no facilitan la labor al Gobierno vasco, porque las manifestaciones en Bruselas parecía que daban por zanjado el proceso", ha señalado.

Iriarte ha subrayado que EH Bildu no va a filtrar datos ni cifras de la negociación, sino que va a seguir trabajando "seriamente" porque cree que "corrigiendo" los presupuestos, serán los ciudadanos quienes resulten "beneficiados". Según ha explicado, para apoyar las Cuentas EH Bildu ha puesto sobre la mesa la necesidad de contar con una reforma fiscal y su formación plantea "seis ejes fundamentales para conseguir un país avanzado con todos y que mire al futuro". "Nuestra propuesta es exigente y ambiciosa pero absolutamente realista", ha defendido.

LA NEGOCIACIÓN

En este sentido, Casanova ha trasladado las partidas "más importantes" que la coalición va a poner sobre la mesa en la negociación, pero ha aclarado que no son la totalidad de los "cambios, correcciones y modificaciones" que plantean, sino que son la "parte central" de las propuestas.

Divididas en las áreas de Empleo e industria, refuerzo servicios públicos y refuerzo protección social, los cambios presentados en rueda de prensa, consideradas las "más importantes en cuando a su dimensión política y cuantificación económica", ascienden a un total de 164 millones de euros.

En materia de Empleo, plantean una inversión de 65 millones de euros para la creación 600 nuevos puestos trabajo Educación y otros 600 nuevos puestos de trabajo en Sanidad, así como la elaboración de un plan de choque para la inserción laboral de parados de larga duración. "Estos 1.200 puestos de trabajo vienen a compensar los más de 4.000 puestos que se han destruido en estos sectores en los últimos años", ha explicado antes de subrayar que esta creación se sumaría a las OPE ya anunciadas.

Para Industria e I+D, plantea invertir 25 millones de euros para la creación de un fondo de inversión industrial público para tomar participaciones en empresas estratégica para el país y para ayudar a empresas que estén pasando por dificultades. También propone un fondo de apoyo a las zonas más desfavorecidas y con mayor deterioro socioeconómico, así como alcanzado un Acuerdo de país para que la Comunidad Autónoma vasca alcance el 3% de inversión en I+D.

Respecto al área dirigida al "refuerzo" de los Servicios Públicos, plantea destinar 20 millones para becas escolares, gratuidad para las Haurreskolak y una partida para el "refuerzo" de la UPV/EHU que ha afirmado que se encuentra en una situación financiera y presupuestaria "delicada". Además, plantea destinar otros 10 millones de euros al copago farmacéutico, acometer obras en hospitales y centros de salud con "mayor urgencia".

En el ámbito de Protección Social, EH Bildu quiere hacer una inversión de 44 millones, para reformar los complementos a las pensiones más bajas, recuperar el 8 % de aumento en la RGI y realizar una política de vivienda basada en el alquiler.

Preguntado por las partidas de las que quieren obtener los más de 164 millones que necesitan para llevar a cabo sus propuestas, Casanova ha rechazado detallar en qué capítulos quieren "redirigir" el gasto. Según ha afirmado, su pretensión es "respetar los marcos" de acuerdo.

Sin embargo, ha avanzado que entienden que hay partidas como la del crédito global que "totaliza tantos recursos como los que destinamos a recortes de servicios públicos". "Ahí habría una importante cantidad. Tenemos más que cubiertas las necesidades económicas para las partidas que planteamos", ha indicado.

Finalmente, ha recordado que el 30 de marzo se votan las enmiendas de totalidad, por lo que "no quedan dos días" sino que los plazos con los que trabajan son el "calendario oficial". "Si otros tienen otros plazos, deberán responder y decir a qué se deben, pero los plazos son los que son y el tiempo existe", ha zanjado.

Puede cambiar de noticia usando las flechas del teclado (← →)
La actualidad más visitada en EuropaPress logo: La actualidad más vista
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies