La Ertzaintza no solo vigilará a la afición del Spartak, sino que también garantizará su seguridad

384574.1.644.368.20180221150117
Vídeo de la noticia
Publicado 21/02/2018 15:01:17CET

BILBAO, 21 Feb. (EUROPA PRESS) -

El superintendente jefe de Protección Ciudadana de la Ertzaintza, Josu Bujanda, ha afirmado que el dispositivo establecido para el partido que este jueves enfrentará al Athletic Club con el Spartak de Moscú en San Mamés es el "adecuado", y que su Departamento está ofreciendo un tratamiento a la afición rusa como a "una más", a la que, "en un momento dado hay que vigilar, pero también hay que garantizar su seguridad".

En declaraciones a los medios de comunicación, Bujanda ha recordado que el encuentro ha sido catalogado "de alto riesgo", por lo que la Policía Vasca lleva "semanas" trabajando ensu planificación del mismo, y cuenta con un dispositivo coordinado con la Policía Municipal de Bilbao y la seguridad privada que dispone el Athletic en San Mamés.

Preguntado si se teme especialmente a esta hinchada por su carácter supuestamente violento, el superintendente ha recomendado a la ciudadanía que mantenga "la tranquilidad" y ha destacado que el Departamento de Seguridad la está abordando como "una afición más" que, en un momento dado, "hay que vigilar, pero también hay que garantizar su seguridad".

Josu Bujanda ha pedido colaboración y que no se caiga "en provocaciones". En caso de que surja algún problema, ha emplazado a llamar a la Ertzaintza para que acuda y en mantener confianza en la Ertzaintza, la Policía Municipal y la seguridad privada.

Aunque ha reconocido que las 19.00 horas de mañana, dos antes del partido, puede ser "un momento crítico" por el hecho de que las dos hinchadas se vayan acercando al campo, ha subrayado que la planificación del dispositivo es adecuada. "En cualquier momento, desde hoy, que ya hay seguidores rusos en Euskadi, estamos teniendo y manteniendo los recursos necesarios para resolver cualquier problema que se pueda dar", ha explicado.

El dispositivo coordinado por la Ertzaintza, la Policía Municipal y el Athletic para velar por la seguridad del partido que enfrentará al club bilbaíno con el Spartak de Moscú este jueves incluye 500 ertzainas, 100 policías municipales y 200 agentes de seguridad privada contratados por el club de fútbol.