El funicular de Artxanda entra nuevamente en funcionamiento el jueves tras un mes de interrupción para reforzar el túnel

Actualizado 03/07/2012 12:35:17 CET

Aprovechando la interrupción del servicio, se ha iniciado la mejora de la estación de Castaños y la renovación de su espacio interior

BILBAO, 3 Jul. (EUROPA PRESS) -

El Funicular de Artxanda entrará nuevamente en funcionamiento este jueves, día 5, tras cuatro semanas de interrupción temporal del servicio para reforzar la estructura interna del túnel con motivo de las obras de la Línea 3 de Metro, parón que ha sido aprovechado por el Ayuntamiento de Bilbao para realizar distintas labores de mejora en el interior de la estación de Castaños.

De este modo, según ha indicado el Consistorio en un comunicado, a partir de este jueves, el Funicular de Artxanda volverá a circular con total normalidad, y se pondrá punto final al servicio de autobuses que ha venido prestando el servicio desde el pasado día 4 de junio.

Durante este mes de suspensión temporal del Funicular de Artxanda, se han instalado una serie de cerchas metálicas, una lamina impermeabilizante y mallazo que garantizarán en todo momento la seguridad del servicio, hasta que concluya la construcción de la estación de metro de Matiko, que está situada perpendicularmente sobre el túnel del funicular.

Además, aprovechando la interrupción del servicio del Funicular de Artxanda, el Ayuntamiento de Bilbao ha iniciado distintas labores de mejora en la estación de Castaños, que supone, entre otros, la renovación integral del espacio interior de la estación, que resultará más accesible y cómodo para las personas usuarias y cumplirá todos los requisitos para su adaptación al sistema de la tarjeta Barik.

La reforma de la estación inferior del Funicular de Artxanda, cuyo coste total asciende a 112.668 euros, no supone ninguna modificación de la estructura actual de las instalaciones, pero sí afecta a la carpintería y cerramientos interiores, a los techos, solados y alicatados y a la instalación eléctrica, que se reorganizan sin modificar la actual iluminación de la estación.

Las obras, que concluirá para finales de este mes, va a permitir contar con una nueva taquilla, de mayor tamaño que la actual, mejorando la atención a las personas usuarias y los trabajos de videocontrol tanto de la propia estación como de los ascensores públicos que gestiona el Funicular de Artxanda.

ASCENSOR

También avanzan "a buen ritmo" las obras de mejora que se están llevando a cabo en el ascensor que conecta la Plaza del Funicular con la Plaza Moraza, que reanudará sus servicios este mismo mes.

Estas obras se inscriben en el amplio paquete de actuaciones previsto por el Auzokide Plana para el Distrito 2 (Uribarri) y consisten en la eliminación de barreras arquitectónicas en el acceso al ascensor de Plaza del Funicular y distintos trabajos de acondicionamiento dentro del propio foso del ascensor.