IZAR Construcciones Navales deberá pagar 217.000 euros a la familia de un operario fallecido por cáncer pulmonar

 
Consulta el estado del tiempo
Consulte el estado del Tráfico y del Tiempo para estos días >>
Consulta el estado del tráfico

IZAR Construcciones Navales deberá pagar 217.000 euros a la familia de un operario fallecido por cáncer pulmonar

Publicado 17/10/2016 15:52:08CET

TSJPV rechaza el recurso de IZAR y estima el de la familia del trabajador

BILBAO, 17 Oct. (EUROPA PRESS) -

El Tribunal Superior de Justicia del País Vasco (TSJPV) ha desestimado el recurso de IZAR Construcciones Navales, imponiéndole costas judiciales, mientras estima en parte el recurso de la viuda y tres hijos de Ubaldiño T.Y., fallecido en enero de 2015 a consecuencia de un carcinoma pulmonar, y aumenta la indemnización resultante en sentencia anterior hasta 216.956 euros.

Según ha informado la Asociación vasca de Víctimas del Amianto, Asviamie, Ubaldiño T.Y. trabajó como maquinista de grúa en Fundiciones ASUA, perteneciente a Astilleros Españoles, entre 1960 y 1998, cuando se jubiló, cargando de material el horno de fundición y participando a su vez de forma habitual en tareas de mantenimiento de los hornos, en los que estaba presente el amianto en el revestimiento o aislamiento térmico del horno.

Se le diagnosticó un carcinoma de pulmón y EPOC, y se le reconoció por parte del Instituto de la Seguridad Social una Incapacidad Absoluta por enfermedad profesional a los 79 años.

IZAR Construcciones Navales recurrió la Sentencia del Juzgado número 9 de Bilbao que la condenaba a pagar un total de 103.809,8 euros a la viuda e hijos, apoyándose en el supuesto hábito de fumar del fallecido y reclamando que el quantum indemnizatorio se redujera en un 50% por dicha causa.

La Sala rechaza la argumentación, pues "ni siquiera la empresa acredita el hábito de fumar del fallecido, ni el tiempo, ni la intensidad del tabaco consumido, por tanto sin sustento fáctico", mientras consta el reconocimiento de la Seguridad Social del fallecimiento por enfermedad profesional, como derivada de la exposición al amianto.

Asimismo, la sentencia recoge el criterio del Tribunal Supremo por el que no procede realizar deducción de la indemnización por el daño moral de los ingresos percibidos de la Seguridad Social, como pensiones de viudedad y orfandad, ya que no guardan la necesaria homogeneidad respecto a la indemnización civil.

Asviamie ha mostrado su satisfacción por la sentencia que aumenta la indemnización a pagar por la empresa a la familia de la víctima, tras "desbaratar todas las mentirosas argucias, tratando de eludir sus responsabilidades por las infracciones preventivas con el amianto".

La asociación considera que, especialmente las grandes empresas, deben abandonar la "inútil práctica de recurrir las sentencias, ya que genera más sufrimiento", y las ha animado a apostar conjuntamente con los Gobiernos vasco y central, para la urgente creación del Fondo de Compensación a las víctimas del amianto, que haga "justicia con las inocentes víctimas".

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros, puedes ver nuestra política de cookies -
Uso de cookies