Una marcha rechaza en Sestao el ERE en PT y acusa a Gobierno vasco de "dejar morir el sector"

Manifestación
CCOO
Actualizado 10/03/2018 18:07:23 CET

Los trabajadores, en huelga desde el pasado jueves, señalan que "esta lucha la vamos a ganar"

BILBAO, 10 Mar. (EUROPA PRESS) -

Más de un millar de personas se ha manifestado este sábado en Sestao (Bizkaia) para denunciar la decisión de la empresa Productos Tubulares de Trapagaran, de presentar un ERE de extinción y plantear otras medidas como rebajas salariales. Durante la movilización, los participantes han acusado al Gobierno vasco de estar "dejando morir el sector del metal".

El comité de empresa de Productos Tubulares, de Trapagaran (Bizkaia), ha convocado a los trabajadores a una huelga indefinida desde el pasado jueves, ante el anuncio de la empresa.

En la marcha de hoy, que ha arrancado pasadas de las 12.00 horas desde la Cruz de Cueto, ha concluido en el Ayuntamiento de Sestao tras una pancarta en la que se podía leer 'Ni un paso atrás a despidos y precariedad' Borroka da bidea (la lucha es el camino).

En la misma se ha podido ver, entre otros, a la secretaria general de CCOO Euskadi, Loli García, así como a concejales de la Margen Izquierda de PSE y Podemos Euskadi.

Entre gritos de "contigo Ulacia vino la desgracia", en referencia al presidente del grupo Tubos Reunidos, "la lista negra la vamos a quemar" o "Jo ta ke irabazi arte", los trabajadores han anunciado que "seguirán peleando" en defensa de sus puestos de trabajo ya que "esta lucha la vamos a ganar".

Asimismo, han advertido de que "no sobran los trabajadores, sino que los que "sobran son la gente sin escrúpulos". Los participantes en la marcha han acusado además al lehendakari, Iñigo Urkullu, y la consejera Arantza Tapia de "estar dejando morir el sector del metal" y les han pedido que dejen de "mirar hacia otro lado".

Desde el sindicato LAB, Alexis Rodríguez ha apostado además por "plantar cara" por parte de la plantilla y dar la vuelta a el "enésimo pulso de la patronal sobre la clase obrera".

A su juicio, si los sindicatos pueden lograr que los trabajadores de Tubos Reunidos "luchen" junto a los de Productos Tubulares, "veremos si son capaces de aplicar los recortes anunciados o se echan para atrás".