El obispo de Bilbao pide "estar junto al Papa" ante las "circunstancias difíciles y complicadas" en la Iglesia

Mario Iceta, obispo de Bilbao, en Dublín
DIÓCESIS DE BILBAO
Publicado 25/08/2018 17:45:22CET

BILBAO, 25 Ago. (EUROPA PRESS) -

El obispo de Bilbao, Mario Iceta, ha afirmado que, para el Papa Francisco, "no es fácil" su visita a Dublín, donde se celebra el Encuentro Mundial de las Familias, teniendo en cuenta las circunstancias "difíciles y complicadas" de la propia Iglesia y, por ello, ha pedido a los fieles que "estén junto al Papa", según ha informado la Diócesis de Bilbao.

Iceta ha copresidido en la mañana de este sábado en la iglesia de la Inmaculada Concepción de Dublín una eucaristía, junto el arzobispo de Toledo, Braulio Rodríguez, el obispo de Getafe, Ginés García Beltrán, y el obispo auxiliar de Pamplona, Juan Antonio Aznárez. A ella, han acudido unos 700 fieles de las diversas diócesis españolas que están participando en el Encuentro Mundial de las Familias.

En su homilía, el obispo de Bilbao ha destacado que este viaje a Dublín "no es fácil" para Francisco por las circunstancias "difíciles y complicadas" de la propia Iglesia y ha pedido a los fieles, según ha explicado la Diócesis, "sostener al Papa como lo hicieron los apóstoles con Pedro". En este sentido, les ha animado a orar por Francisco, por la Iglesia y por que la situación "nos haga crecer en deseo de santidad".

Además de las "palabras de aliento" hacia Francisco, que ha llegado unas horas más tarde, el obispo bilbaíno ha destacado, en su homilía, la importancia del matrimonio, que "es una experiencia de un amor que hace crecer al otro", y de la familia, que "es fuente de esperanza" para esta sociedad.