La discapacidad visual, en el programa sobre violencia de género de Bilbao

Convenio entre la ONCE y el Ayuntamiento de Bilbao
Foto: EUROPA PRESS
Actualizado 11/09/2014 15:29:54 CET

Profesionales del Consistorio y de la ONCE recibirán formación específica y se adaptará el programa a los deficientes visuales

   BILBAO, 11 Sep. (EUROPA PRESS) -

   El área de Igualdad, Cooperación y Ciudadanía del Ayuntamiento de Bilbao y la ONCE han firmado un convenio de colaboración para incluir la perspectiva de la discapacidad visual en el programa municipal contra la violencia de género.

   El acuerdo ha sido rubricado este jueves por la delegada del área en Bilbao, Oihane Agirregoitia, y el presidente del Consejo Territorial de ONCE Euskadi, Aitor González.

   La concejal ha afirmado que lo presentado este jueves es "un paso más en una colaboración que arrancó allá por el año 2010, pero que se refuerza con un convenio de colaboración que nos va a permitir incorporar la perspectiva de la discapacidad visual al programa municipal contra la violencia de género".

   Agirrregoitia ha asegurado que con este convenio de colaboración  se van a desarrollar actividades en tres ámbitos: la sensibilización, la prevención y la intervención. Ha indicado además que "está demostrado y son diversos estudios los que apuntan a que las mujeres discapacitadas sufren la violencia de 2 a 5 veces más que otras mujeres y que están sujetas a múltiples discriminaciones".

   Por su parte, González ha indicado que el convenio que estará vigente hasta el 31 de diciembre de 2015 y que las "personas con discapacidad no somos ajenas a esta lacra" de la violencia de género.

   Ha dicho también que según "uno de los últimos informes de la UE, el 80% de las mujeres sufren algún tipo de violencia, un dato verdaderamente preocupante, y que el riesgo de las mujeres con discapacidad es casi cinco veces mayor que el de las mujeres sin discapacidad".

   "Esperemos que esto sirva para que entre todos consigamos atajar este tipo de situaciones y que seamos capaces de llevarlo a buen puerto", ha dicho, al tiempo que ha indicado que aunque la vigencia del acuerdo es hasta 2015, "seguramente sea el inicio de un largo trabajo conjunto".

   Los firmantes han afirmado que en la actualidad, tanto las instituciones como la sociedad en general son cada vez más conscientes de la existencia de violencia contra las mujeres, pero estos programas en muchas ocasiones no han tenido en cuenta las peculiaridades que presentan las mujeres con discapacidad, motivo por el cual se ha firmado este convenio.

   La ONCE tiene previsto elaborar un estudio para conocer la situación de mujeres y niñas afiliadas en relación a la violencia de género, así como un análisis del grado de cumplimiento de las provisiones de accesibilidad de la Ley Orgánica 1/2001, de 28 de diciembre, de Medidas de Protección Integral contra la Violencia de Género en el área metropolitana de Bilbao.

   Además, ambas partes colaborarán en el desarrollo de acciones de sensibilización dirigidas a la sociedad bilbaína y a las personas afiliadas a la ONCE, con el fin de dar a conocer el fenómeno de la violencia de género y provocar cambios de actitudes y conductas para reducir el umbral de tolerancia y provocar la implicación social en la resolución de este problema.

   Del mismo modo, con el fin de garantizar el derecho de las mujeres a recibir plena información y asesoramiento adecuado a su situación personal, el Ayuntamiento adaptará los formularios, folletos y demás documentos utilizados en el Programa a formatos accesibles, para lo cual contará con la colaboración y asesoramiento de la ONCE.

   Se implementarán, igualmente acciones de información a mujeres ciegas y/o con deficiencias visuales graves, y se desarrollarán protocolos de derivación a los servicios municipales de intervención en violencia de género. Además, se llevará a cabo un plan de eliminación de barreras físicas y arquitectónicas y de adaptación de los recursos municipales a las necesidades de las mujeres ciegas y/o con deficiencias visuales graves.

FORMACIÓN DE PROFESIONALES

   La ONCE y el Ayuntamiento de Bilbao impartirán acciones formativas destinadas a mejorar la calidad de la asistencia de los profesionales, incidiendo en la detección precoz de situaciones de maltrato no denunciadas.

   Se dará formación a profesionales de los servicios sociales de la ONCE en adquisición de conocimientos en materia de violencia de género, y la ONCE asesorará a los servicios específicos del Ayuntamiento de Bilbao en cuanto a las especificidades y necesidades concretas de las mujeres y niñas ciegas y/o con deficiencias visuales graves ante situaciones de violencia de género.

   Según el Plan de Acción para Mujeres con Discapacidad de 2007, "las mujeres con discapacidad son víctimas de violencia de género, pero además, sufren un tipo de violencia específica que va de dos a cinco veces más". Del mismo modo, la Convención sobre los Derechos de las Personas con Discapacidad aprobada por la ONCE en 2006 reconoce que las mujeres con discapacidad "están sujetas a múltiples formas de discriminación".

   Actualmente, y según datos a junio de 2014, de las 71.888 personas afiliadas a la ONCE, 36.970 son mujeres (51,43%) y de las cuales 1.952 de Euskadi. La ONCE cuenta con un Consejo General paritario (siete mujeres y siete hombres, entre ellas una vicepresidenta). En las elecciones internas de la ONCE se establece una paridad en las listas (no menos del 40% ni más del 60% para alguno de los sexos), algo que trata de trasladarse a los puestos directivos.

   Actualmente, más del 41% de la plantilla de la ONCE y su Fundación son mujeres y, en los últimos 20 años, el empleo impulsado por la Organización ha beneficiado a un 44% de mujeres, la inmensa mayoría con discapacidad, lo que supone una línea ascendente en la contratación de féminas, que reciben el mismo salario que sus compañeros varones.